Sucesos Investigadas cuatro personas por ocho robos en viviendas de varias localidades aragonesas

Investigadas cuatro personas por ocho robos en viviendas de varias localidades aragonesas

La Guardia Civil está investigando a un hombre y tres mujeres, de entre los 26 y los 41 años, como presuntos autores de ocho delitos de hurto en varias localidades de Zaragoza y Teruel. Accedían a casas de personas mayores con alguna excusa y sustraían principalmente joyas y dinero en efectivo. La investigación continúa abierta.

La Guardia Civil encontró en diferentes lugares del vehículo bisutería, relojes, joyas de oro y 920 euros
La Guardia Civil encontró en diferentes lugares del vehículo bisutería, relojes, joyas de oro y 920 euros

Zaragoza.- La Guardia Civil investiga a cuatro personas como presuntas autoras de ocho delitos de hurto en varias localidades de Zaragoza y Teruel. En concreto, se trata de un hombre y tres mujeres, con edades comprendidas entre los 26 y los 41 años, todas ellas de nacionalidad española. También se les imputa un delito de allanamiento de morada.

Las investigaciones comenzaron el pasado 9 de enero cuando la Guardia Civil tuvo conocimiento de dos delitos de hurto cometidos en las localidades Ainzón y Bulbuente (Zaragoza), cuyo modus operandi coincidía con otro sucedido en la tarde del día 8 en Utebo.

Ante la posibilidad de que los autores de estos hechos pudieran encontrase por la zona de Tarazona, el Centro Operativo Complejo (COC-062) de la Guardia Civil de Zaragoza alertó a todas las patrullas de servicio a fin de conseguir la localización del vehículo en el que los posibles autores se desplazaban.

Sobre las 14.30 horas, una patrulla de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, con base en Tarazona, logró dar el alto en el kilómetro 65 de la N-122 a un vehículo en el que viajaban cuatro personas, un hombre y tres mujeres, y cuyas características tanto del turismo, como de los ocupantes, se correspondían a las facilitadas por la Central.

Ante estos hechos se desplazó al lugar una patrulla de seguridad ciudadana para dar apoyo en la identificación de estas personas y poder proceder a su traslado a dependencias oficiales de la Guardia Civil. Una vez en la base procedieron a realizar una inspección ocular del vehículo y registrar sus pertenencias, con la finalidad de poder comprobar si pudieran portar objetos procedentes de los hurtos.

Durante este acto la Guardia Civil encontró ocultos en diferentes lugares del vehículo, y de difícil acceso, bisutería, relojes, joyas de oro y 920 euros en efectivo de los que no pudieron acreditar su lícita procedencia.

Modus operandi

Estas personas acuden a localidades de escasa población donde intentan ganarse la confianza, mediante engaño, de las personas de avanzada edad, seleccionando de esta forma a su posible víctima. De forma previa se fijan en buzones de las casas colindantes, a fin de poder obtener datos relativamente precisos de las personas que las ocupan. Cuando ya han determinado quién será la víctima, se presentan a ella como amigos de alguno de sus vecinos, solicitándoles que les faciliten la entrada en el domicilio con cualquier excusa (acceder al baño, beber agua, etc.). De esta forma mientras entretienen a la moradora, la persona que accede al interior se dedica a sustraer principalmente joyas y dinero en efectivo.

Suelen ir cuatro personas, tres de ellas cometen el hecho y la cuarta aguarda en el vehículo que previamente han estacionado en las inmediaciones con la finalidad de poder abandonar el lugar lo más rápidamente posible.

Con esta intervención se han logrado esclarecer, hasta el momento, un total de ocho delitos de hurto cometidos entre los días 12 de diciembre y 9 de enero de 2019 en las localidades de Ainzón, Bulbuente, Pozuelo de Aragón, Trasmoz y Utebo en la provincia de Zaragoza; Lechago y Calamocha en Teruel; y Ágreda (Soria). La investigación continúa abierta por si pudiera haber más personas perjudicadas por estos ilícitos.