Reynaldo Benito posa con la Copa de la Reina
Benito ha pedido un esfuerzo más entre todos para llegar lejos

Es un presidente que vive una felicidad extrema en el día de hoy. Y no es para menos. Porque Reynaldo Benito encabeza el proyecto de un Casademont Zaragoza que ha tocado un primer techo tan importante como es ganar su primer título. Orgulloso posaba con la Copa de la Reina tras haberla ofrecido a su ciudad, la capital aragonesa, desde un balcón donde “como zaragozano, salir es brutal” y además “cumpliendo una promesa familiar”.

Benito ha calificado el momento que están viviendo “como una gozada, sólo hay que ver cómo está la ciudad” y es “un día de celebración porque son muchos años sin cantar el esta Copica pa’ la Pilarica”. Pero también, lógicamente, con un ojo puesto en el futuro: “Llegaremos tan lejos como queramos entre todos”.

Unas palabras que incluyen a todos, club, instituciones, patrocinadores y la ciudad en general, conscientes de que pueden encontrarse ante un punto de inflexión similar al último tercer puesto de la sección masculina en Liga Endesa que al año siguiente “contó con menor presupuesto y ahí nos quedamos”. En este sentido, ha insistido en que “se ha creado un gran grupo en el femenino, con un cuerpo técnico, un club, una ciudad con hambre y ojalá se haga un esfuerzo y entre todos podamos un poco más”.

Lógicamente son palabras que aluden directamente a la participación en Euroliga y el equipo que se pueda formar para competirla en condiciones. “Nos hemos clasificado como club por primera vez”, ha recordado, refiriéndose a que con el masculino se quedaron fuera “por normativas ajenas a lo deportivo”. Por eso, Reynaldo Benito ha prometido “ir al máximo, dentro de las posibilidades, pero siempre con la cabeza bien alta y orgullosos” de lo que son.

El presidente ha insistido en que el objetivo como club “es que siempre haya baloncesto de élite y se está cumpliendo, a veces con sufrimiento”. También ha valorado que “se han hecho más cosas de lo que parece” y se ha atrevido a marcar objetivos de aquí a final de temporada: “En el masculino, intentar luchar por Europa porque es el reto siempre y, en el femenino, seguir con la misma valentía, ilusión y ambición que hasta ahora”.

Por ejemplo en los playoffs de la Liga Femenina Endesa. “Nosotros competimos y puede pasar de todo”, admite, incidiendo en que ya se ha visto en la Copa de la Reina y que “el miedo no existe”. “Podemos no ser favoritos, pero nos agarramos a todos los partidos y los peleamos”, ha concluido. Con rasmia, por supuesto.

LO MÁS VISTO

TE PUEDE INTERESAR