Remón con Elisabeth Andreassen (ganadora del Festival del 85)
Remón con Elisabeth Andreassen (ganadora del Festival del 85)

Este 13 de mayo, Mario Remón se levantará con decenas de felicitaciones en su teléfono móvil y la ilusión de celebrar una gran fiesta. Para él será como cumplir un año más aunque realmente naciera a finales del año 1975, en Calatayud. Las felicitaciones serán por otro motivo pero igual de emocionante que su cumpleaños: el Festival de Eurovisión. «Lo vivo igual que si fuera mi cumpleaños. Es un día muy especial para mí y me recuerda a las Fallas porque en cuanto explotan ya estás pensando en el festival del año que viene», explica.

Este profesor de Plástica se define como un auténtico «eurofán» y cuando en 2011 la cámara de Televisión Española lo captó con la bandera rojigualda pintada en la cara mientras disfrutaba del festival en Düsseldorf sintió que ya había hecho «historia». Remón es uno de los cientos de miles de fans que tiene Eurovisión a nivel mundial y, además, forma parte de la Junta directiva de la OGAE, la organización oficial de fans de España.

Se define como un auténtico «eurofán» y razón no le falta y es que es capaz de decir una a una todas las actuaciones de los diferentes festivales, el del 85 con Paloma San Basilio, el de 1968 con Massiel, el de la británica Lulu en el 1969…Apenas era un niño cuando la sintonía del festival se colaba en la televisión de su casa y apenas era un niño también cuando participó en su Eurovisión particular. Fue en 1988 en un festival organizado por la UE en Belgrado y posteriormente en Ankara. Allí bailó junto a un grupo de jotas de Calatayud y de allí nació su «ilusión» por los festivales.

Réplica del marcador de Eurovisión del 68

A pesar de tener un «salón grande» el espacio se queda pequeño en casa del profesor bilbilitano pues es allí donde se erige su particular museo de Eurovisión. Más de 100 objetos y reliquias entre las que destacan autógrafos de decenas de artistas (incluso de la primera ganadora de Eurovisión, Lyss Assia), la medalla que dieron al compositor de «Boom Bang-a Bang» (y por la que la británica Lulu fue ganadora en 1969) que consiguió en una subasta en Tailandia, vinilos de algunas de las canciones, fotos con Soraya, Elisabeth Andreassen (ganadora en 1985) o Marie Myriam (ganadora de 1977) son algunos de sus tesoros particulares. Aunque, sin duda, los más especiales son las réplicas de los marcadores que hizo él mismo y a los que hasta la mismísima Massiel reaccionó.

«Hace 3 o 4 años hice una réplica exacta del panel de las votaciones del festival de 1968 donde ganó Massiel en el Royal Albert Hall de Londres. Esa réplica la publicamos en redes sociales y el mismo día que la publicamos llegó a Massiel y puso un comentario en Facebook de que le había encantado. Fue muy emocionante que ella la recibiese», relata. Otra anécdota especial que recuerda este eurofán es cuando conoció a Elisabeth Andreassen (ganadora en el 85) y la cantante se emocionó al ver al bilbilitano por el gran parecido que le sacó a su padre fallecido.

Lyss Asia, primera ganadora de Eurovisión

Aunque reconoce que es un «eurofán clásico» que prefiere el festival en la década de los 70-90 y que incluso vuelve a ver aquellas galas una y otra vez, Remón cuenta ya las horas para una nueva edición de su «cumpleaños» este sábado. No lo verá ni en el Expreso Zaragoza-Calatayud ni en una sala de cine, sino que viajará hasta Londres para asistir a una gran fiesta en la que cree será el «único español». «Es una fiesta que se hace cada año en la que nos juntamos gente de diferentes países para celebrarlo a nuestra manera. Estaré en el mismo país en que se celebra pero no en Liverpool como me gustaría», reconocía.

FINLANDIA GANADORA Y ESPAÑA EN EL TOP FIVE, SUS PREDICCIONES

Como cada año, uno de los momentos que más disfrutan los fans del festival son las porras. En la de Remón, Finlandia se proclama como ganadora de Eurovisión pues «puede arrasar en el televoto». Alguna que otra duda tiene con Suecia, Francia, Italia, Noruega y, por supuesto, España. Después del éxito de Chanel el año pasado con su tercer puesto, el bilbilitano reconoce que es «difícil» entrar en ese top 3.

«Creo que es bastante complicado entrar en esas posiciones pero a la vez creo que llevamos una canción muy diferente, original y creativa y eso siempre arrastra votos. Blanca Paloma lo hace increíble y estamos muy ilusionados. Creemos que puede llegar a estar en el top five y que los jurados nos votarán bastante pero el televoto sí que es cierto que nos perjudica. Quizás en ese momento bajemos al octavo o al noveno», apunta Remón. Así pues, apenas quedan unas horas para que vuelva a celebrar su cumpleaños por todo lo alto al ritmo del «Eaea» de Blanca Paloma.

YouTube video

Otras Entrevistas

LO MÁS VISTO

TE PUEDE INTERESAR