Un autobús tenía que llevar a los alumnos hasta el IES Juan de Lanuza de Borja

Este 8 de septiembre era el día marcado en el calendario para que el alumnado aragonés volviera a las aulas. Sin embargo, varios vecinos de Bureta y Ainzón recibieron este miércoles una llamada de su centro educativo, el IES Juan de Lanuza de Borja, que les alertaba de que la ruta del bus escolar no pasaría por estos municipios a recoger a sus alumnos.

Inmediatamente, las familias se movilizaron indignadas ante la situación y pidieron explicaciones sobre lo ocurrido. Sin embargo, desde el propio centro educativo también desconocían el motivo de dicha situación. En concreto, en Bureta son cuatro los alumnos que se quedaban fuera de la ruta que, sumados a los de Ainzón, cuenta una de las madres, «llegan a llenar un autobús entero».

En signo de protesta, las familias han decidido que sus hijos no acudieran en este primer día de curso a las aulas y, en su lugar, han manifestado su preocupación por este «abandono» del medio rural en redes sociales.

 

Tras ponerse en contacto con los ayuntamientos de ambos municipios, así como con la comarca Campo de Borja, que no han dudado en tenderles la mano para arreglar la situación, parece que este viernes la ruta podría restablecerse con normalidad.

NOTICIAS DESTACADAS