Los alumnos de primero de Primaria del CEIP San José de Calasanz han leído junto a una agente de la Policía Nacional el cuento titulado “El Club de los Secretos”

El ciberacoso, el “bullying”, la violencia de género y las drogas son los asuntos principales que se abordan en el Plan Director para la convivencia y mejora de la seguridad escolar de este curso 2022-23. El CEIP San José de Calasanz, en el barrio zaragozano de San José, ha sido el primero en acoger en la mañana de este jueves una de estas charlas con “El Club de los Secretos”, que alcanzaron las 800 en la edición del año pasado.

Los contenidos de las charlas se adecúan a las necesidades y situaciones de las diferentes etapas escolares. Durante los primeros ciclos de Primaria, los niños aprenden sobre las burlas y el acoso, mientras que en edades más avanzadas se introduce el respeto a las mujeres, las bandas juveniles, las drogas y el alcohol.

El Plan Director, que se desarrolla desde el año 2007, no se dirige únicamente al alumnado, sino que en la formación también participan padres y profesorado de los centros. “El objetivo es que reconozcan las señales de peligro y, sobre todo, prevenir antes de tener que intervenir”, ha explicado el Subdelegado del Gobierno español en Aragón, Fernando Beltrán.

Los alumnos de primero de Primaria del CEIP San José de Calasanz han leído junto a una agente de la Policía Nacional el cuento titulado “El Club de los Secretos”, que les enseña a distinguir entre los llamados “secretos buenos”, como puede ser una sorpresa de cumpleaños, y los “secretos malos”: aquellos problemas que los niños deben comunicar a padres y profesores.

La iniciativa es fruto de la colaboración entre la Delegación, la Policía Nacional y la Guardia Civil, y también trata de acercar la policía como una figura de confianza: “Queremos que nos vean como un amigo más, como alguien a quien contarle las cosas”, ha expresado el Comisario Jefe Provincial de la Policía Nacional en Zaragoza, Álvaro Rodríguez.

ACOSO ESCOLAR EN ARAGÓN

Según las estadísticas del pasado curso 2021-22 del Gobierno de Aragón, los centros educativos aragoneses detectaron un total de 359 problemas de convivencia, de los cuales 274 se calificaron como “bullying”.

Las cifras varían según el paso de los años: el curso 2018-19 registró 440 de estos incidentes, siendo 307 durante 2019-20 y, finalmente, 362 en el curso 2020-21.

NOTICIAS DESTACADAS