El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, y el rector de la UZ, José Antonio Mayoral
El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, y el rector de la UZ, José Antonio Mayoral, renuevan una colaboración que comenzó en 1988

El rector de la Universidad de Zaragoza, José Antonio Mayoral, y el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, han suscrito un convenio general de colaboración para actuaciones de interés común que permitirá aumentar el número de cátedras. Ambas instituciones tienen una larga trayectoria conjunta, que dio comienzo con el Privilegio Fundacional de la Universidad otorgado en 1542 a petición de la ciudad de Zaragoza.

En los últimos años, dicha relación se ha visto notablemente incrementada y se ha articulado mediante la firma de diversos convenios, entre los que destacan, por su carácter general, los firmados el 3 de octubre de 1988 y el 23 de febrero de 2015.

El rector de la Universidad de Zaragoza, José Antonio Mayoral, ha indicado que «en estos tiempos, las instituciones públicas se necesitan unas a otras para generar mejoras en la sociedad».

Por eso, ha añadido que «es nuestra obligación porque dependemos de los impuestos que pagan los ciudadanos y, por tanto, tenemos que devolver a la ciudadanía lo que recibimos» y ha recordado que «la Universidad forma parte de la ciudad, los campus no son espacios cerrados» y que «la investigación básica, de transferencia a la ciudadanía, forma parte del ADN de la universidad pública».

AZCÓN DESTACA QUE LAS BUENAS RELACIONES HAN PERMITIDO IMPULSAR LA RESIDENCIA DE PONTONEROS

Por su parte, el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, ha puesto en valor el papel de la Universidad de Zaragoza como «motor económico de la ciudad» y ha subrayado el éxito cosechado por las cátedras que han puesto en marcha las dos instituciones y la permanente colaboración en asuntos transversales que ha permitido, por ejemplo, impulsar una residencia universitaria en el antiguo cuartel de Pontoneros.

Las relaciones entre ambas instituciones son muy amplias y comprenden numerosas actividades. El anterior convenio recogía las acciones de l+D+i, congresos y reuniones científicas, cátedras institucionales, fomento del empleo y creación de empresas, programas de formación, actividades culturales y deportivas, edición de obras, potenciación del Museo de Ciencias Naturales de la Universidad de Zaragoza, actividades para jóvenes, oferta de alojamiento e integración de las funcionalidades de la tarjeta ciudadana y universitaria.

El nuevo convenio amplía la colaboración a otros campos: servicios municipales en los campus, cooperación en el desarrollo urbano e integración de los campus para abrirlos a los zaragozanos, ciencia ciudadana, promoción de la tolerancia y de los valores ciudadanos y su proyección a todo tipo de colectivos (con especial atención a la igualdad entre hombres y mujeres), mejora del medioambiente, la salud y la economía circular, potenciación de los recursos patrimoniales, impulso de actividades socioeconómicas estratégicas, acciones de movilidad sostenible y de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, y transformación digital.

LO MÁS VISTO