Isabel Rodríguez, durante la rueda de prensa | Foto: Pool Moncloa

El Gobierno de Pedro Sánchez ha recomendado “tranquilidad y precaución” ante la llegada a España de la nueva variante ómicron de la pandemia de Covid-19 y descarta adoptar nuevas restricciones para frenar los contagios al considerar que es suficiente con mantener las que “ya han funcionado antes”, especialmente vacunación y mascarilla.

Así lo ha afirmado la portavoz del Ejecutivo y ministra de Política Territorial, Isabel Rodríguez, durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, donde compareció acompañada de la vicepresidenta primera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño; y la ministra de Ciencia, Diana Morant.

“Vamos a afrontar esta nueva variante con las recetas que ya han funcionado antes”, ha dicho Rodríguez, tras lanzar un “mensaje de tranquilidad” a los españoles a pesar de que la última mutación del coronavirus está causando una alarma mundial por contener más de una treintena de modificaciones en su ADN, algunas de ellas ya observadas en las variantes alpha de Gran Bretaña y delta de la India.

Para el Ejecutivo, es suficiente con “vacunación, mascarilla; vacunación, prevención” para contener los casos en España porque las dosis están funcionando en las más de 37 millones de personas que ya están inmunizadas tras recibir la pauta completa.

“Si mantenemos estas recetas no nos vemos abocados a otras situaciones mucho más graves”, ha respondido al ser preguntada sobre los confinamientos que están decretando otros países europeos. “El valor de la vacunación y de la prevención es el éxito de nuestro país. No nos planteamos otros escenarios que reforzar la vacunación”.

La portavoz del Gobierno ha manifestado que “los datos que tenemos no nos ponen en horizonte de tomar otro tipo de decisiones” más graves y aportó otro argumento distinto al sanitario para alejar cualquier especulación sobre confinamientos y toques de queda. En su opinión, en este momento de crecimiento económico y creación de empleo “todas las decisiones” sobre la pandemia deben encajarse “en la senda de la recuperación económica”.

Rodríguez ha argumentado que la situación actual de España es muy distinta a la de hace un año a pesar de que la incidencia sea “parecida”. Si en 2020 había un 27% de camas de UCI y un 13% de habitaciones de hospitales ocupadas por pacientes con Covid-19, señaló que ahora esos porcentajes bajan al 7% y al 5%, respectivamente. Pero sobre todo subrayó que hace un año morían “mil personas cada siete días” y ahora son “noventa”.

Frente a la nueva amenaza que supone la variante sudafricana ómicron de la Covid-19, Rodríguez subrayó que el Gobierno mantiene su “apuesta clara” por la vacunación y el mantenimiento de medidas de prevención como la mascarilla para evitar que se disparen los casos en España, ya que “esa ha sido la clave del éxito” para reducir la incidencia en los últimos meses.

De hecho, ha recordado que las vacunas actuales “han funcionado con todas las cepas” previas, por lo que el Gobierno de Pedro Sánchez confía en que también sirvan para la nueva variante que está causando alarma en todo el planeta al contar con más de una treintena de mutaciones respecto a la cepa original.

“Comportamiento ejemplar”

Ante la nueva situación, la ministra ha pedido a los ciudadanos que mantengan un “comportamiento ejemplar” en el cumplimiento de las medidas preventivas contra la pandemia de Covid-19 durante el puente de diciembre de la semana que viene, en el que dio por hecho que se producirán multitud de encuentros “con familiares y amigos” en los que hay riesgo se contagiar el coronavirus a los seres queridos.

Rodríguez destaca que “los españoles han demostrado auténtica responsabilidad” en el cumplimiento de las normas vigentes y recalcó que si este país está actualmente entre los que menos incidencia tienen en Europa es “gracias al compromiso de todos los españoles”.

Por todo ello, ha hecho un “llamamiento a mantener un comportamiento ejemplar” ante el puente de diciembre que tendrá lugar la semana que viene con motivo de la festividad del Día de la Constitución, el 6 de diciembre, y la celebración religiosa de la Inmaculada Concepción, el 8 de diciembre.

NOTICIAS DESTACADAS