A partir de este fin de semana, un anticiclón poco a poco se asentará sobre España

El primer temporal invernal del año, causado por la sucesión de las borrascas Gérard, Fien y Hannelore, da lugar a partir de este sábado y durante parte de la próxima semana a los días más fríos del invierno en España.

No en vano, la mayor parte de la península se congelará de noche, con heladas fuertes que dejarán los termómetros a 10 grados bajo cero o valores más fríos en los Pirineos, y 10 grados de día en amplias zonas del país.

La predicción de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), recogida por Servimedia, indica que algunas capitales tendrán temperaturas nocturnas especialmente gélidas el sábado (-5 grados en Huesca y Teruel), el domingo (-6 en Teruel y -7 en Segovia), el lunes (-7 en Teruel y -8 en Segovia), el martes (-5 en Cuenca y Lleida, y -6 en Albacete, Huesca y Teruel) y el miércoles (-6 en Teruel y -7 en Segovia).

Además, se esperan jornadas muy frías, tanto el domingo (-7 de temperatura mínima y 3 de máxima en Segovia, y -4 y 3 en Ávila, Palencia y Soria) como el lunes (-8 y 3 en Segovia y -4 y 3 en Soria), el martes (-6 y 3 en Teruel, y -4 y 1 en Ávila y Segovia) y el miércoles (-7 y 3 en Segovia, y -5 y 4 en Soria).

Por otro lado, el reciente temporal de nieve, provocado principalmente por la borrasca Fien, se saldó con acumulados superiores a los 60 centímetros en algunas localidades del Pirineo y de la Cordillera Cantábrica. En el entorno de estaciones de esquí pirenaicas llegó a acumularse incluso más de un metro de nieve en algunas zonas, según Rubén del Campo, portavoz de la Aemet.

MASA DE AIRE FRÍO Y SECO

A partir de este fin de semana, un anticiclón poco a poco se asentará sobre España, de manera que solo habrá precipitaciones, más débiles que en jornadas anteriores, en puntos del extremo norte peninsular y Baleares.

“Las temperaturas, eso sí, bajarán claramente a partir del domingo, como consecuencia de la llegada de una masa de aire frío y seco procedente del norte de Europa. Tendremos heladas generalizadas de madrugada y a primeras horas, y ambiente también frío a mediodía. Serán los días más fríos de lo que llevamos de invierno, por el momento, con temperaturas que, en general y para el conjunto de la próxima semana, estarán entre uno y tres grados por debajo del promedio normal para esta época”, apuntó Del Campo.

El portavoz de la Aemet añadió al respecto: “A priori, no parece que se vayan a cumplir los criterios de extensión, intensidad y duración necesarios para poder hablar en sentido estricto de una ola de frío o, en caso de que estos criterios se cumpliesen, finalmente no parece que se fuese a tratar de una ola de frío especialmente intensa o extensa, pero tenemos por delante unos días con temperaturas bastante bajas”.

SÁBADO

Este sábado quedarán cielos aún nubosos en el norte, con lluvias débiles que podrían caer también en la Meseta Norte y en sistemas montañosos del resto de la península. En las demás zonas se esperan cielos más despejados.

Las temperaturas irán a la baja, especialmente las nocturnas, con heladas en el interior peninsular y en puntos de Baleares. “En los Pirineos, ojo, porque las heladas podrán ser fuertes, en algunas localidades se podría bajar de 10 grados bajo cero”, indicó Del Campo.

DOMINGO

Por otro lado, Del Campo subrayó que, “a partir del domingo, entre el anticiclón atlántico y una borrasca situada en el Mediterráneo central se canalizará la llegada de una masa de aire polar continental”. “Al contrario de las masas de aire que hemos tenido esta semana, que eran húmedas, en este caso se tratará de aire muy frío pero seco que llega desde el norte de Europa”, apostilló.

Por lo tanto, durante varios días habrá un tiempo estable y con ambiente muy frío. El domingo, de hecho, las temperaturas bajarán en prácticamente todo el país, con heladas generalizadas en el interior peninsular, en muchos casos con temperaturas mínimas inferiores a -4 grados y máximas inferiores a los 10 grados en el interior, incluso por debajo de los 5 grados en muchas capitales de la mitad norte.

El domingo puede haber alguna lluvia débil en el extremo norte y chubascos en Baleares, con una cota de nieve baja en el archipiélago, pues puede nevar a partir de 300 metros de altitud.

LUNES

El próximo lunes continuará la posibilidad de alguna precipitación débil en el extremo norte y también habrá chubascos en Baleares, con cota de nieve baja en el archipiélago.

Este día cobrará protagonismo el cierzo y la tramontana, que soplarán con fuerza en el nordeste peninsular y Baleares.

MARTES Y MIÉRCOLES

La situación será similar el martes y miércoles, es decir, tiempo anticiclónico, tiempo seco en general, salvo algunas lluvias débiles en el extremo norte y chubascos en Baleares, y ambiente frío, aunque ya el miércoles se notará una subida de dos o tres grados, en general.

En cualquier caso, continuarán las heladas nocturnas generalizadas en el interior, con vientos fuertes en el nordeste peninsular.

“Seguiremos todavía por debajo de 10 grados en las horas centrales del día en amplias zonas del interior, aunque ya el miércoles a orillas del Mediterráneo se superarán los 15 grados”, indicó Del Campo.

A PARTIR DEL JUEVES

El jueves es posible que suban las temperaturas. Con incertidumbre en el el pronóstico, a partir del viernes podría volver a llegar nuevamente aire frío y seco de origen continental, lo que daría lugar a un nuevo descenso térmico.

Entonces, continuarían las heladas en amplias zonas del interior y el ambiente frío también en las horas centrales del día durante el tramo final de la semana, sin apenas precipitaciones, salvo en el extremo norte peninsular y Baleares.

CANARIAS

Respecto a Canarias, durante el fin de semana y primeros días de la próxima semana predominará el régimen de alisios, con rachas fuertes en zonas expuestas a estos vientos. Estará nublado en el norte de las islas de mayor relieve, con lluvias por allí, y habrá intervalos nubosos en el resto.

Las temperaturas no varían demasiado en el archipiélago. A partir del martes posiblemente afloje el viento alisio, que tomaría una componente este, por lo que soplaría también procedente del continente africano.

LO MÁS VISTO