La prueba tiene la particularidad de desarrollarse de noche

Víctor Madrona Pérez, en categoría masculina con un tiempo de 00:19:11; y Yolanda Riera Gironza, en femenina con 00:21:47, lograron el triunfo en la sexta edición del cross nocturno “Full Moon” de Villanúa.

Un Madrona exhausto señaló en la meta que ha sido “una carrera muy bonita y muy rápida, con un primer tramo en pendiente en el que tuve que aguantar un poco para tirar al final en las últimas rectas”. El ganador masculino, que participaba por segunda vez en la prueba, se cayó a falta de 200 metros para llegar a la meta pero la ventaja que había adquirido previamente fue suficiente para lograr el triunfo.

Yolanda Riera Gironza, por su parte, confesó que había sido una carrera divertida pero también “peligrosa, muy competitiva, con mucho nivel entre los participantes y con una animación espectacular”. Riera también corría por segunda vez en Villanúa y reconoció tras cruzar la línea de meta que había llegado a la prueba “sin expectativas y con mucho cansancio”, pero al final le salió cara en el resultado.

La Full Moon es una prueba corta, de unos cinco kilómetros, y caracterizada por ser “explosiva”. Transcurre por zona llana, pero mixta, con tramos de tierra y piedras, por el interior del bosque de pinos de El Juncaral. El recorrido completa el itinerario del Paseo El Juncaral, regresando al Ecoparque a través de la Cabañera, que es también parte del Camino de Santiago. Pueden participar atletas federados y mayores de edad.

El técnico de deportes de Villanúa y director de la prueba, David Dumall, ha valorado los “buenos datos” en el desarrollo de esta edición, con “96 inscritos después del parón de dos años por la pandemia. “Ha habido muchísimo ambiente tanto en el Ecoparque como en el tramo que transcurre por Camino de Santiago en Villanua para animar a estos deportistas que decoraban la oscuridad con sus luces frontales”, ha declarado.

La Full Moon se caracteriza por ser una prueba en la que conviven deportistas de élite con otros que simplemente quieren participar para disfrutar del entorno en unas condiciones poco habituales para carreras de estas características. El alcalde de la localidad, Luis Terrén, ha destacado que “la Full Moon cada año se reafirma como una carrera única y que sobre todo llama la atención”. Por la noche, y también por el “ambiente de convivencia que se respira”.

NOTICIAS DESTACADAS