Monasterio de Sijena
Con motivo de los 100 años, el Gobierno terminará las obras del monasterio para celebrar varios de los actos conmemorativos

Aragón es una tierra rica en patrimonio histórico y cultural, que se representa en edificios, localidades y monumentos que se reparten por toda la comunidad. Un ejemplo de ello es el Monasterio de Sijena, que cumple en 2023 su centenario como Patrimonio Nacional y para la ocasión, se vestirá de gala. El presidente de Aragón, Javier Lambán, ha anunciado que, con motivo de los 100 años, el Gobierno terminará las obras del monasterio para celebrar varios de los actos conmemorativos entre sus paredes llenas de historia.

“Vamos a hacer una programación importante en el Monasterio, primero invirtiendo en que la sala capitular y todos los espacios correspondientes estén en perfecto estado. Cuando los jueces, como no puede ser de otra forma, nos den la razón y las pinturas que en este momento están en Cataluña vuelvan a Aragón, demostremos que estamos en completa capacidad para recibirlas”, ha indicado el presidente.

A este anuncio se ha sumado el de un intercambio de bienes culturales entre Aragón y Navarra. “Hemos alcanzado acuerdos respecto al patrimonio arqueológico y cultural de origen aragonés que hay en el museo de Pamplona, y al de origen navarro que hay en el nuestro”, ha indicado Lambán. Así, el presidente ha afirmado que, antes de fin de año, estas piezas provenientes principalmente de las Cinco Villas se encontrarán expuestas en la comunidad.

LA HISTORIA DE ARATIS EN EL MUSEO DE ZARAGOZA

Estas declaraciones de Lambán se han realizado en la inauguración de la exposición “Aratis, anatomía de un expolio”, otro ejemplo del patrimonio aragonés que se remonta a sus raíces. Antes de los romanos, Aragón estaba poblado por celtíberos, cuya cultura llega al Museo de Zaragoza. En ella se puede ver la historia de Aratis, cascos y armaduras de los antiguos guerreros, así como fotos de las 9.000 piezas que se recuperaron del expolio que sufrió la antigua ciudad celtíbera, situada en la actual Aranda de Moncayo.

“La exposición es una presentación a la sociedad de los materiales recuperados durante las operaciones policiales Helmet 1 y Helmet 2 en 2013 y un poco contextualizadas. Hemos optado por enfocarlo hacia el expolio, para que la sociedad sea consciente de los riesgos y del peligro que tiene, se nos roba parte de nuestro pasado y de nuestro conocimiento”, ha explicado Luis Fatás, comisario de la exposición.

LO MÁS VISTO