En la reunión, que tuvo lugar en la Diputación Provincial de Huesca, se intercambiaron experiencias y se desarrollaron estrategias comunes

Intercambiar experiencias, desarrollar estrategias comunes y seguir favoreciendo la colaboración e intercambio de experiencias en un territorio como es el pirineo y prepirineo navarro, aragonés y catalán, con situaciones e identidades comunes en torno a la ganadería extensiva. Sobre esta premisa, las diputaciones provinciales de Lérida y Huesca, la Comunidad de Bardenas y el Valle de Roncal, además de otras entidades, colectivos y personas físicas, han mantenido su primer contacto con la voluntad manifiesta de cooperar y unificar la iniciativa de manera que pudiera presentarse a alguna convocatoria europea.

En la reunión, que tuvo lugar en la Diputación Provincial de Huesca, participaron Miguel Gracia y Joan Talarn, presidentes de las diputaciones de Huesca y de Lérida, así como el presidente de la Comunidad de Bardenas Reales, José María Agramonte, el presidente de la Junta General del Valle de Roncal, Eneko Eguiguren. y el coordinador de Bardenas Reales, Félix Zapatero.

Las delegaciones las completaban por la parte navarra Concepción Ausejo Gómez y Jesús Mugeta (responsables de Cultura y de Ganadería de la Comunidad de Bardenas Reales respectivamente); por la parte de Lérida, Marc Baró i Bernaduca, diputado Servicios Técnicos, Josep María Vidal, asesor en Materia de Políticas para las Comarcas del Pirineo, Ramon Boixadera Vinós, director del Patronato de Promoción Económica y Teresa Botargues Giron, asesora de Transformación Económica.

Por parte de la Diputación de Huesca asistieron Pedro Salas, jefe de la Sección de Iniciativas Locales y Esther Castrejón, asesora coordinadora de Fondos Europeos. También participaron en el encuentro Modesto Pascau, como presidente del Patronato de Ordesa y Monte Perdido, y Zacarías Fievet, pastor y profesor de la Escuela de Pastores La Estiva de San Juan de Plan.

INTERCAMBIO DE INICIATIVAS

Durante la reunión, se explicaron los elementos que unen a estos territorios y sobre los que se pueden intercambiar conocimientos e iniciativas. La puesta en marcha de acciones que contribuyan a mantener y revalorizar la ganadería extensiva es el objetivo que comparten todos y en este sentido aportaron razones que avalan que este tipo de iniciativas son necesarias para la sostenibilidad ecológica, económica y social.

Se trata, según apuntaron tras la reunión, “de desarrollar y proponer una estrategia que parte de administraciones y actores locales, próximos y conocedores del territorio”. También destacaron que este tipo de iniciativas son ejemplo de la necesaria colaboración público-privada.

Asimismo, consideraron necesaria actuar para evitar o paliar los riesgos ambientales y socioceconómicos que tiene para el territorio la disminución de la ganadería extensiva y en este sentido se puso sobre la mesa la necesidad de trabajar en líneas de acciones en materia de servicios ambientales, (como el valor preventivo de las ganaderías frente a los incendios forestales), formación, empleo y emprendimiento, territorio y difusión de estas actividades, entre otros.

Los participantes en la reunión coincidieron en arrancar esta colaboración de cara a poder presentarlo a alguna de las convocatorias de fondos europeos en las que encaje por temática.

LO MÁS VISTO