La mota de la margen derecha del Ebro en el Soto de La Almozara (Zaragoza)

Avanza la reparación de daños en la cuenca del Ebro: Aragón ya ha concluido 24 actuaciones

Las obras de emergencia-Fase I en la cuenca del Ebro, que incluyen las intervenciones más urgentes de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) para la reparación de defensas tras las crecidas extraordinarias sufridas el pasado mes de diciembre, avanzan en Aragón con 24 actuaciones ya concluidas del total de 34. Para todo ello, la Comunidad ha recibido unos cinco millones de euros de los diez que destinó el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico para estos primeros trabajos en La Rioja, Navarra y Aragón. Además, los agricultores y ganaderos afectados podrán solicitar ayudas para reparar los daños mediante una convocatoria que se publicará antes del próximo día 15 de marzo.

Aunque todavía quedan trece puntos en ejecución, concretamente en los términos municipales de Alagón, Alcalá de Ebro, Boquiñeni, El Burgo de Ebro, Fuentes de Ebro, Luceni, Novillas, Osera de Ebro, Pina de Ebro, Quinto, Torres de Berrellén y Zaragoza. La Fase I se centran en las intervenciones más urgentes y de carácter provisional en las defensas de los cauces ante posibles nuevos episodios que pudieran suceder. Por ello, se priorizan las destinadas a las defensas de cascos urbanos, como las realizadas ya en algunos puntos de Aragón, la defensa de instalaciones de abastecimiento y saneamiento, defensa de nudos de comunicación y defensa de cultivos.

La presidenta de la CHE, María Dolores Pascual, ha explicado esta mañana los trabajos durante una visita a las obras en ejecución en la mota de la margen derecha del Ebro en el Soto de La Almozara (Zaragoza), en la que ha estado acompañada de la delegada del Gobierno en Aragón, Rosa Serrano, y el consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, Joaquín Olona.

Dada la urgencia de estos trabajos, la inspección de los más de 600 kilómetros de cauce afectados se sigue realizando, en algunos casos, en paralelo a las actuaciones, tanto para las intervenciones de urgencia de la Fase I como para las de la futura Fase II que integrará actuaciones de carácter más definitivo y que requieren de una situación climatológica estable. En esta segunda fase, también se incluirán otro tipo de intervenciones que se extiendan a más zonas afectadas por las crecidas en la cuenca.

Ebro resilience y otras líneas

Durante la visita, Pascual ha recordado que las actuaciones ya ejecutadas en el tramo medio del Ebro después de las crecidas sufridas en 2018 “han incrementado la preparación y protección, principalmente en los núcleos de población, con intervenciones para mejorar la fluencia de caudales que han evitado afecciones en el episodio de diciembre”.

Estas intervenciones han servido como prueba de las soluciones técnicas que recogen la Estrategia Ebro Resilience, respuesta coordinada de las Administraciones frente al riesgo de inundación en el tramo medio del Ebro, que supone la aplicación del Plan de Gestión de Riesgo de Inundación en la Demarcación del Ebro con una inversión prevista de 90,2 millones de euros con el horizonte 2027 entre Logroño y La Zaida (Zaragoza).

Dentro de esta misma estrategia, destaca el proyecto Life Ebro Resilience P1, con un presupuesto de 13,3 millones de euros, del que el 55% es financiación europea, para tres intervenciones piloto, una para cada Comunidad Autónoma, en el caso de Aragón, en el tramo Osera de Ebro – Fuentes de Ebro.

NOTICIAS DESTACADAS