Los parones se extenderán a las dos líneas y afectará a trece turnos desde este domingo hasta el próximo viernes

La fábrica del grupo Stellantis en Figueruelas ha anunciado en las últimas horas que reanudará los parones en la producción por la falta de componentes. Estos se extenderán a las dos líneas y afectará a trece turnos desde este domingo hasta el próximo viernes. Rubén Alonso, presidente del Comité de empresa de Opel, ha afirmado que esperan que la situación “no empeore” pero tampoco ven “una gran mejoría”.

Según ha informado la compañía, los paros empezarán con el turno de noche de este domingo y tampoco trabajarán la mañana del sábado, día que la empresa había fijado como jornada adicional. El lunes 12 se suspende la actividad de todos los turnos, mientras que el próximo viernes 16 se parará en los turnos de tarde y noche. Por tanto, la planta funcionará con normalidad desde el martes 13 hasta el viernes 16 por la mañana.

Rubén Alonso ha explicado que los parones se producirán en las dos líneas a la vez, por lo que afectará a todos los modelos que se fabrican en Figueruelas. Actualmente en la planta, la línea 1 produce el Citroën C3 Aircross y el Opel Crossland, mientras que la línea 2 fabrica el Opel Corsa tanto en su versión eléctrica como de combustión.

“Estos parones se deben a la falta de semiconductores y otros elementos. No tiene por qué ser el semiconductor sino que a un proveedor le falte cualquier otro componente y que eso le impida traerlo para poder montar el vehículo”, ha explicado el presidente del Comité. Este verano evitaron detener la producción y hubo una “posible recuperación” al trabajar con “normalidad”, sin embargo “vuelven a tener un problema acuciante de componentes que les obliga a parar”.

Alonso ha afirmado que los trabajadores están “intranquilos” porque ven que “no solo ocurre aquí, sino que está afectando a toda la industria automovilística y a toda la industria en general, es una crisis a nivel mundial”. También ha apuntado que otras empresas están presentando expedientes de regulación y que en el caso de Figueruelas “está firmado hasta diciembre” y afecta a “5.000 trabajadores”.

NOTICIAS DESTACADAS