La trama, según ha defendido la Fiscalía, estaba liderada por Jesús V.G., con numerosos antecedentes por delitos similares

Una mujer acusada de haber participado en una estafa online a seis aragoneses a la hora de alquilar un alojamiento de vacaciones acuerda entrar a prisión un año y tres meses. Anais D.G. formaba parte de una organización criminal que se dedicaba a ofrecer pisos turísticos en Internet, ganarse la confianza de sus clientes, pedirles una señal y esfumarse.

Esta mujer debería haber compartido acusación junto a Jesús V.G., Mohamed M., Nadia E., Jenny G., Claudia E., Nora M., Jenny C. y José S. Sin embargo, nadie sabe dónde se encuentran.

La trama, según ha defendido la Fiscalía, estaba liderada por Jesús V.G., con numerosos antecedentes por delitos similares, quien requería a estas personas que fueran titulares de las cuentas donde se recibirían dichas señales.

Estas cantidades oscilaban entre los 100 y 250 euros y prometían apartamentos turísticos por toda la geografía española, desde Gandía a Formigal. El resto de acusados, entre ellos Anais D.G., abrían estas cuentas de usar y tirar donde se recibiría la transacción para después ser borradas o eliminadas por los bancos al sospechar de su legalidad.

Anaís D.G., defendida por el letrado Miguel Ángel Gimeno, fue propietaria de una de las cuentas con las que se estafó a los seis zaragozanos. Sin embargo, salió de España y al volver, desconociendo según defiende su citación judicial, fue detenida nada más pisar el país. Por esta razón, la mujer pasará un año y tres meses en prisión por los delitos de estafa y pertenencia a organización criminal.

NOTICIAS DESTACADAS