Los días 1 y 2 de diciembre se han producido dos hurtos en interior de domicilio cometidos con el mismo modus operandi en las localidades de Fuentes de Jiloca y Villarroya de la Sierra

La Comandancia de la Guardia Civil de Zaragoza ha alertado de la presencia de un grupo de individuos que se persona en domicilios y, tras entablar conversación con el morador de la vivienda y ganarse su confianza con la excusa de conocer a familiares que residen en la misma población, acceden al interior del inmueble y, mientras una de ellas distrae al residente, la otra sustrae efectos de valor.

Así, los días 1 y 2 de diciembre se han producido dos hurtos en interior de domicilio cometidos con el mismo modus operandi en las localidades de Fuentes de Jiloca y Villarroya de la Sierra. En ambos casos, dos mujeres de unos 20 años, complexión delgada, hablando un correcto castellano, se personaron en las viviendas y entablaron conversación con la moradora a la que comunicaron ser familiares de una vecina, que tienen intención de comprar terrenos o una casa en la población. Tras ganarse su confianza, lograron acceder al inmueble para ver cómo es la distribución de las estancias del mismo. Mientras estaban inspeccionando las habitaciones, las sospechosas hurtaron efectos de valor sin que la víctima se percatase del ilícito que estaban cometiendo.

Una vez conseguidos los efectos de valor, las dos mujeres abandonaron la población en un vehículo, conducido por un varón, que les esperaba en las proximidades.

Por todo ello, y con la finalidad de evitar que se produzcan casos similares, la Guardia Civil aconseja que ante la presencia en nuestra vivienda de personas desconocidas que con cualquier excusa intenten ganarse nuestra confianza para acceder al inmueble, no se les permita entrar en el domicilio. Ante la duda de si son familiares de algún conocido, verificar esta circunstancia mediante una llamada telefónica a dicha persona.

Igualmente se solicita que si se produce un hecho de estas circunstancias se avise a la Guardia Civil de manera inmediata, a través de una llamada al 062, con el objetivo de localizar y detener a los sospechosos a la mayor brevedad posible.

NOTICIAS DESTACADAS