Estas zonas habilitadas se encuentran junto al centro cívico Estación del Norte, y dos explanadas en la calle del Marqués de la Cadena

El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, ha visitado este domingo los barrios rurales de Juslibol, Alfocea y Monzalbarba para conocer la situación de la crecida del Ebro, que previsiblemente llegará a la capital aragonesa entre el martes 14 y el miércoles 15. Allí ha anunciado medidas tales como la habilitación de espacios de aparcamiento o la reubicación de las familias cuyas viviendas puedan verse afectadas.

En concreto, estas zonas habilitadas se encuentran junto al centro cívico Estación del Norte, y dos explanadas en la calle del Marqués de la Cadena, al lado del colegio Marie Curie y enfrente del campo municipal La Azucarera.

“La previsión del caudal ha disminuido considerablemente y la punta se ha retrasado. Lo cual quiere decir que las afecciones que va a haber serán menores que las teníamos previstas inicialmente y que además va a haber más tiempo para prepararse”, ha comentado Azcón durante su visita. Todos los servicios dependientes del Ayuntamiento de Zaragoza, bomberos, policía, servicios sociales y de infraestructuras se encuentran trabajando en la zona para minimizar los efectos de la riada.

Tal y como ha comentado el alcalde, al producirse salidas más grandes de las previstas en puntos más altos del recorrido del rio, los daños en Zaragoza no serán tan grandes y les permite de este modo a los servicios de su administración realizar las acciones de contención con más tiempo: “Lo que estamos haciendo es prever con antelación cuales van a ser los daños que se puedan producir en función de la avenida. En las granjas, en parkings privados que sabemos que van a acabar filtrando agua, generando espacios alternativos donde los vecinos puedan aparcar sus coches, en aquellas urbanizaciones que toda la vida se han visto inundadas con la crecida del Ebro”, ha apuntado Azcón.

Aunque los efectos pueden ser menores de los esperados, el alcalde zaragozano ha apuntado a la necesidad de mantenerse alerta “el rio es impredecible”, ha concluido.

NOTICIAS DESTACADAS