Imagen del municipio de Alquézar, por Jordi Bernadó en la serie Belleza, y las raras artes del simulacro.

Más de 800 kilómetros de distancia separan Alquézar y Zuheros, en las provincias de Huesca y Córdoba respectivamente. Son dos poblaciones ligadas tradicionalmente al sector primario pero ambas viven una pujanza económica y social a raíz del turismo y el sector servicios. De hecho, forman parte de la red de pueblos más bonitos de España. Pese a que se encuentran en extremos geográficos prácticamente opuestos de la península ibérica, sus historias tienen mucho en común. Queda de manifiesto en la muestra que se puede visitar en la sala de exposiciones de la Diputación Provincial de Huesca hasta el próximo 6 de febrero. Casi dos mil personas la han admirado desde que abrió sus puertas el pasado 3 de diciembre.

Las visitas individuales se pueden realizar de lunes a viernes, de 18.00 horas a 21.00 horas y los sábados, domingos y festivos de 12.00 horas a 14.00 horas y de 18.00 horas a 21.00 horas. Además, hay opción de visitas guiadas para público individual, sin reserva previa, que están previstas los próximos 9 y 23 de enero y 6 de febrero a las 12.30 horas.

Existe también la posibilidad de concertar visitas guiadas para grupos organizados a través de la dirección de correo electrónico didactica@dphuesca.es o del teléfono 636 527 037. Otra opción son las actividades para familias que se realizarán los días 22 de enero y 5 de febrero a las 12:30 horas.

Como en todas las exposiciones que organiza la DPH en su sala, se ofrecen actividades didácticas para centros educativos adaptadas a distintos ciclos (Educación Infantil y primer ciclo de Educación Primaria, segundo y tercer ciclo de Educación Primaria y Educación Secundaria Obligatoria y Bachillerato).

La diputada de Cultura, Maribel de Pablo, ha explicado que esta exposición es “sorprendente” porque recoge, a través de la imagen y el punto de vista artístico de una serie de fotógrafos contemporáneos, testimonios de dos localidades “riquísimas desde el punto de vista patrimonial, paisajístico, cultural e histórico y que gracias a mostrar esa riqueza, rehabilitar las calles y edificios y mejorar sus infraestructuras han invertido la tendencia demográfica que rige en el mundo rural, logrando nuevas oportunidades para desarrollar proyectos de vida en ellas”.

La muestra analiza estas dos poblaciones desde diferentes prismas y metodologías. La primera parte está dedicada al estudio y análisis de imágenes de archivo de ambas poblaciones desde finales del siglo XIX a finales del siglo XX. En segundo lugar, se puede admirar un trabajo fotográfico inédito, que ha sido llevado a cabo por el artista Jordi Bernadó, y que se centra en un análisis de ambas poblaciones en tanto a la diversidad de sus territorios contrapunto frente al tradicional imaginario colectivo y a la imagen convencional de las dos localidades como elemento de promoción turística.

La tercera parte de la exposición son los denominados retratos nómadas, realizados por Carlos Pericás y Eli Garmendia, una acción fotográfica con un enfoque etnográfico que consiste en crear un archivo fotográfico de retratos con la participación de sus habitantes y turistas. Por último, la muestra se cierra con una proyección de las fotografías etiquetadas en Instagram con los hastag #alquézar y #zuheros y que recoge así las imágenes tomadas por quienes habitan o visitan estas localidades.

Este proyecto expositivo forma parte del programa de la imagen Visiona de la Diputación Provincial de Huesca y ha sido posible gracias al apoyo institucional de los ayuntamientos de Alquézar y Zuheros y de las diputaciones de Huesca y Córdoba, y a la colaboración de fotógrafos, coleccionistas y vecinos de ambos municipios.

NOTICIAS DESTACADAS