Imagen de archivo de un aula infantil

El Consejo de Gobierno ha dado hoy el visto bueno a la creación de cuatro Escuelas de Educación Infantil. Tres de ellas, una en cada provincia, han comenzado a funcionar este año, mientras que otra se abrirá próximamente en La Iglesuela del Cid (Teruel). Según los decretos aprobados hoy, se da luz verde a un acuerdo con el Ministerio de Defensa por el que quedan constituidos los centros educativos de 0 a 3 años en la base San Jorge, de Zaragoza, y en el acuartelamiento Sancho Ramírez, de Huesca. Asimismo, también se aprueba la escuela infantil de Alcalá de la Selva, en Teruel.

La Escuela Infantil “Base San Jorge” cuenta con seis unidades de Educación Infantil, que suman un total de 82 puestos escolares. Por otro lado, la Escuela “Sancho Ramírez” dispone de tres unidades (41 puestos escolares). Por su parte, el de Alcalá de la Selva dispone de diez puestos escolares, los mismos que ofertará La Iglesuela del Cid.

Las escuelas creadas en dependencias militares tienen por finalidad satisfacer la demanda de apoyo a las familias del personal destinado en las Unidades de la Plaza para la conciliación familiar y mejora de sus condiciones laborales, dada la importancia que tiene la implementación de medidas efectivas que favorezcan dicha conciliación entre los miembros de las Fuerzas Armadas y el personal civil a su servicio.

El Gobierno de Aragón se encarga de la financiación del profesorado de más de 200 escuelas infantiles (periodo de 0 a 3 años), con una inversión de casi 10 millones de euros. De esta manera, Educación se hace cargo de los gastos de personal de estos centros, situados en más de 160 municipios distintos de las tres provincias. En estos centros inician su etapa escolar más de 5.000 menores.

Uno de los motivos de que aumenten cada año el número de escuelas infantiles en la Comunidad es la eliminación por parte del Departamento de la necesidad de contar un mínimo de cinco alumnos para acceder a la financiación. De esta manera se ha posibilitado que puedan reabrirse escuelas infantiles en el medio rural, especialmente en municipios pequeños.

El compromiso del ejecutivo con el medio rural para garantizar servicios públicos de calidad se plasma también en la decisión de mantener escuelas abiertas con menos de 6 alumnos, que ha permitido desde 2016 el mantenimiento de más de 100 centros fuera de las capitales y grandes municipios y que en el presente curso ha logrado que 40 colegios de Aragón sigan abiertos con hasta tres estudiantes.

LO MÁS VISTO