Desde el Departamento de Movilidad han partido de un mapa “en blanco” que “atenderá las necesidades de todos los ciudadanos”.

Tras meses de reuniones y diálogos con las 33 comarcas aragonesas, este jueves ha sido el día en el que por fin la DGA ha sacado a licitación los 19 contratos de concesión del servicio de transporte público en la Comunidad. Una fecha para “enmarcar” y un momento “emocionante” que el consejero de Vertebración del Territorio, José Luis Soro, ha tildado como “hito”. “Por primera vez vamos a licitar las concesiones de buses; las de ahora se otorgaron hace más de 60 años y no corresponden a nuestra realidad”, ha manifestado.

Para ello, desde el Departamento de Movilidad han partido de un mapa “en blanco” que “atenderá las necesidades de todos los ciudadanos”. “Es un sistema de movilidad totalmente nuevo”, ha reconocido Soro, tras anunciar que verá la luz a principios de 2023 y le supondrá al Ejecutivo autonómico una inversión máxima de 227 millones de euros a lo largo de los 10 años que durará el contrato.

El 23 de mayo finaliza el plazo de presentación de ofertas 

El 23 de mayo finalizará el plazo de presentación de ofertas y será en el tercer trimestre cuando se evalúen. Sin embargo, habrá que esperar hasta el último trimestre para conocer la propuesta adjudicataria.

En este sentido, las dos modalidades de concesión de servicios están divididos entre aquellos que prestan Servicios Interurbanos y los que ofrecen Servicios Metropolitanos. Como han señalado desde la DGA, el primer contrato estará licitado por la Dirección General de Transportes y el segundo por el Consorcio de Transportes del Área de Zaragoza.

Mientras que el contrato Interurbanos adjudicará 15 lotes, el Metropolitano lo hará con cuatro. Además, para fomentar la participación de las pymes, se podrán realizar ofertas conjuntas, subcontratación y acuerdos de colaboración entre operadores.

Las compensaciones públicas aumentan «considerablemente» 

“Queremos un servicio de calidad, no de cantidad”. Esta ha sido la frase más repetida por el máximo responsable en Movilidad de la DGA y, por esta razón, ha aclarado que las compensaciones públicas hayan subido “considerablemente”.

Aunque las empresas adjudicatarias ingresarán menos dinero en tarifas, ya que estas se reducen, las compensaciones públicas se incrementan en un 218% en el contrato de Servicios Interurbanos para hacer frente a la vitalidad del servicio. “Es un beneficio para la ciudadanía que supone una inversión para el Gobierno”, ha reconocido Soro.

Con el contrato de Servicios Metropolitanos también se ve un incremento en la compensación, aunque la cosa cambia. “La compensación la realizaba en un 79% el Ayuntamiento de Zaragoza debido a la gestión con los barrios rurales”. Sin embargo, como ahora forman parte del transporte metropolitano, desde el Ejecutivo autonómico han llegado a un acuerdo para que tanto la DGA como el consistorio aporten ambos el 45%. El resto de los ayuntamientos inyectarán el 8% y la DPZ el 2%.

20.000 nuevas personas podrán acceder al sistema de transportes de Aragón 

Hasta 20.000 nuevas personas podrán acceder al sistema de transporte público de la Comunidad con este Mapa Concesional. Así lo ha garantizado el consejero, quien ha expresado que esto se traduce en que “más de 400 núcleos que no tienen servicio de transporte, lo tendrán”. “Se podrá viajar en el día al centro de salud llegando antes de las 9.00 horas y al hospital antes de las 10.30 horas”, ha apuntado.

Los 300 nuevos vehículos, que se pondrán a disposición del transporte en Aragón, ninguno deberá tener una edad máxima de diez años. “Estamos hablando de nueva flota, más eficiente y de mayor calidad”, ha aclarado. Por otra parte, en función de si el servicio es Interurbano o Metropolitano, se contará con vehículos diferentes. En este aspecto, Soro ha puesto en valor el servicio especial bajo demanda que “beneficiará a los núcleos rurales”.

El nuevo Mapa Concesional incluirá también un nuevo sistema tarifario que será un 10% más barato. Los horarios de los buses estarán coordinados con las 90 localidades que cuentan con servicios ferroviarios y las 87 rutas de escolares se mantendrán. “Habrá un 13% más de oferta en los Servicios Interurbanos y un 19% más en los Metropolitanos”, ha concluido Soro, tras señalar que recorrerán más de dos kilómetros más al año a pesar de que se harán menos desplazamientos. “Esto se debe al efecto Covid: la demanda de viajeros ha descendido”, ha explicado.