La presidenta de Cs, Inés Arrimadas, junto al líder de Cs Aragón, Daniel Pérez Calvo, y la vicealcaldesa de Zaragoza y miembro de Cs, Sara Fernández

Con la atención centrada en las próximas elecciones autonómicas y municipales y tras los resultados que ha obtenido Ciudadanos en los distintos comicios, con un pérdida significativa de votos, afiliados y cargos del partido han creado “Somos Cs” para que las bases decidan el futuro de la formación, una nueva estrategia y una nueva dirección, en una Asamblea General Extraordinaria. Consideran que los errores estratégicos y la falta de autocrítica se ha «instalado» en la dirección de Cs y, por ello, piden la dimsión del Comité Ejecutivo y le recuerdan a su presidenta, Inés Arrimadas, que «no puede promover de motu propio una refundación, al ser la Asamblea General el único órgano competente para tal fin».

Entre los cargos y afiliados que están impulsando dicho movimiento se encuentran la vicealcaldesa de Zaragoza, Sara Fernández, y la diputada en las Cortes de Aragón y exdirigente nacional con Albert Rivera, Susana Gaspar. Además del diputado y secretario de acción institucional de la Comunidad, Cartos Ortas. También defienden esta iniciativa el actual portavoz adjunto del grupo parlamentario en Asturias, Sergio García; el diputado provincial por Alicante, Javier Gutiérrez; el diputado provincial de Jaén, Ilde Ruiz; la ex senadora por Andalucía y ex secretaria de organización, Mar Hormigo;la portavoz del Grupo Parlamentario de Asturias, Susana Fernández; la vicealcaldesa de Alicante, Mari Carmen Sánchez; o el diputado provincial por Valencia, Juan Córdoba.

La diputada autonómica, Susana Gaspar, considera “más necesario que nunca que el partido vuelva a la senda de la cordura y en el sentido común”. Desde su punto de vista, “los apoyos al gobierno de Pedro Sánchez y Podemos, junto a los gobiernos que se han acordado con ellos mediante mociones de censura estos dos últimos años, como los de Murcia ciudad y otros municipios, son contrarios a los principios liberales que debe representar nuestro partido”. Según Gaspar, “no hay nada más antiliberal que Sánchez y Podemos”.

En el manifiesto señalan que, tras los nueve años de la creción del partido, los problemas que afronta España «siguen igual o peor». Sin embargo, apuntan, que las soluciones que se deben aplicar, y que desde Ciudadanos se promovían, «han sido abandonadas por nuestra actual dirección». «Lo son desde que Inés Arrimadas y su equipo se pusieron al frente del partido abandonando la defensa de los principios y valores que caracterizaban a Cs», denuncian.

En este sentido, hacen referencia a los «errores estratégicos» y la «falta de autocrítica, con una huida hacia adelante», que se ha «instalado» en toda la dirección del partido. «Ni la pérdida continua de apoyo electoral ni la fuga constante de afiliados y cargos ha originado un mínimo cambio por parte de la dirección. Hemos pasado de 166 diputados autonómicos a 43, de cerca de 30.000 afiliados a 6000 y los sondeos tampoco son nada optimistas, indicando que Ciudadanos desaparecería al quedarse por debajo del 2% de voto», recuerdan.

Ante esta situación, destacan que en estos momentos conviven «dos almas» en Cs. «Los que vinimos atraídos por sus ideas y valores, y nos dejamos la piel, altruistamente, para construir y hacer crecer este proyecto liderado por Albert Rivera. Y los que se afiliaron al calor de las encuestas, viniendo a mesa puesta, exigiendo puestos y cargos, convirtiéndose en el núcleo más cercano a Inés Arrimadas que la han convertido en una presidenta despegada de la realidad, que utiliza a Ciudadanos como escudo para ocultar su propia crisis, que no pisa la calle y que no visita ni a los territorios ni a los cargos públicos y orgánicos que están día a día cerca de los afiliados y de los ciudadanos», defienden.

Los impulsores manifiestas que en los próximos días se van a ir sumando más cargos y afiliados de toda España y animan a todos aquellos que “quiera arrimar el hombro para salvar el proyecto, que se sumen y firmen el manifiesto”.

LO MÁS VISTO