Arturo Aliaga y Alberto Izquierdo
Alberto Izquierdo (derecha) es actualmente el secretario general del PAR

La tormenta que ha estallado en el PAR, con tres bandos ahora mismo enfrentados, está a punto de cobrarse su primera víctima política. El presidente de la formación, Arturo Aliaga, ha cursado este martes por la mañana una solicitud de cese “inmediato e irrevocable” de Alberto Izquierdo como vicepresidente de la Diputación Provincial de Teruel, cargo que ocupa durante toda esta legislatura. Izquierdo es, además, el secretario general del partido y el encargado de firmar y presentar el recurso a la anulación del Congreso que ha provocado la ruptura de la actual Ejecutiva.

En el escrito enviado al presidente de la DPT, Manuel Rando, Aliaga ha asegurado que la decisión ha sido “difícil” y que ha llegado a ella tras conocer “los hechos que le han trasladado tres de los cinco diputados provinciales de Teruel”, que “vierten duras críticas sobre su gestión y que son coincidentes con las que me han hecho llegar otros alcaldes y concejales». «Creo sinceramente que está perjudicando los intereses del PAR”, ha añadido.

Del mismo modo, Aliaga ha alegado que sus últimas actuaciones, como la convocatoria “ilegítima” de una “supuesta Ejecutiva al margen de la legal”, la interposición de un recurso de apelación “en contra de la decisión adoptada el pasado 2 de diciembre” y el “intentar mantener judicializado al Partido”, le han llevado a concluir que, si sigue en el cargo, puede «provocar que el PAR llegue gravemente perjudicado a las elecciones” y en una situación de “inseguridad e inestabilidad para nada deseable, que puede dar al traste con las aspiraciones de todos”.

Esta rebelión se fraguó el pasado jueves, cuando 18 de los 25 miembros de la Ejecutiva se reunieron para acordar la presentación de un recurso a la sentencia que anulaba los resultados del Congreso de octubre de 2021. Esta decisión se tomó sin el visto bueno ni la presencia de Arturo Aliaga, que reaccionó este lunes con la clara intención de cumplir con la sentencia y celebrar un nuevo cónclave que ponga punto y final a la crisis del partido. Mientras tanto, estos díscolos le instaron a convocar de inmediato una reunión de la Ejecutiva, amenazándole con una moción de censura si no se celebraba.

Además de Izquierdo, entre estos 18 miembros se encuentran el vicepresidente del PAR y diputado de la DPH, Roque Vicente; el senador Clemente Sánchez-Garnica; los tres directores generales nombrados por Aliaga en la Vicepresidencia de Industria para Turismo, Gloria Pérez; Comercio, Eva Fortea; y Desarrollo Estatutario, Luis Estaún; y alcaldes de todo el territorio de las tres provincias.

LO MÁS VISTO