El diputado del PAR, Alberto Izquierdo, sigue a la espera de poder llegar a acuerdos con el PP

Partido Aragonés y Teruel Existe mantienen sus manos tendidas y sus ofertas al PP para acordar la formación de un nuevo Gobierno de Aragón con Jorge Azcón al frente. Pese al acuerdo para hacer presidenta de las Cortes a Marta Fernández, y que en cualquier caso este pacto requeriría, como mínimo, la abstención de los de Nolasco, ambas fuerzas esperan que el Partido Popular no caiga en brazos de Vox y se apoye en ellos para formalizar la investidura y garantizar la gobernabilidad durante los próximos años.

En este sentido, el portavoz de Teruel Existe, Tomás Guitarte, ha reiterado que valorará la abstención siempre y cuando contribuya a que Vox no entre en el Ejecutivo. “Nuestras posiciones son claras y es lo que deberían hacer muchas otras fuerzas, que sólo ven esta situación desde un punto de vista electoral, si ven perjudicial para Aragón que la extrema derecha esté en el gobierno”, ha sostenido.

Además, Guitarte ha lamentado que la Presidencia de las Cortes haya caído en “alguien que no creen en el Estado de las Autonomías ni el Estatuto de Aragón”. “Ninguna formación política de las que critica que se pacte con Vox esté haciendo lo que podría hacer para evitarlo. Hay mucha hipocresía en estos planteamientos y mucho bipartidismo que sólo busca rendimiento electoral a corto plazo. En manos de muchos de los que están protestando estaría evitar que tengan responsabilidades de Gobierno”, ha añadido.

Por otro lado, el diputado del PAR, Alberto Izquierdo, sigue a la espera de poder llegar a acuerdos con el PP para decidir si dan el “sí” a una investidura de Jorge Azcón. Del mismo modo, confía en que la nueva presidenta de las Cortes plasme su discurso en una “legislatura de entendimiento” y “donde se asegure la representatividad de los grupos minoritarios” para “representar a los aragoneses con dignidad”.

Desde el momento de constitución de las Cortes, Jorge Azcón dispone de dos meses para ser investido presidente de Aragón o se procederá a la convocatoria de nuevas elecciones autonómicas. En un plazo de diez días, Marta Fernández debe fijar una fecha para el Pleno de investidura con un candidato, que tendrá que ser antes del 23 de agosto.

LO MÁS VISTO

TE PUEDE INTERESAR