Mollejo ha posado por primera vez con la camiseta del Real Zaragoza

Mollejo se suma a la campaña: "Lo mejor está por venir y estoy todavía por explotar"

Víctor Mollejo ha encontrado en el Real Zaragoza el equipo que venía buscando. Quería un club que le diese confianza para mostrar su mejor versión, grande, apetecible y que su afición respirase fútbol de verdad. El delantero, además, augura un buen año. “Pienso que lo mejor está por venir y todavía estoy por explotar. Ojalá sea el sitio donde pueda hacerlo. Las condiciones son perfectas y, por el bien de todos, ojalá sea”, ha afirmado en su presentación. Precisamente en la presentación se ha dejado ver que llevará a su espalda el número 28.

El Real Zaragoza es “un grande”, a pesar de que estas temporadas se haya quedado a las puertas de pelear por algo ilusionante. Cuando recibió la propuesta maña, necesitó un tiempo para reflexionar porque acabó muy tarde el playoff con el Tenerife. Además, fue duro perder la final, pero cuando comenzaba “el ruedo”, tuvo “muchas ganas de recalar aquí”, con otra oportunidad de pelear “por cosas importantes”.

Dos de los hombres con quien apunta a jugar el extremo son Iván Azón y Giuliano Simeone, dos jugadores que “vienen demostrando cosas desde abajo con buenas temporadas”. Lo cierto es que todos tienen “mucha hambre” y los ve compatibles, así que “todos los que jueguen arriba van a aportar cosas diferentes”. A su juicio, “se está formando una buena plantilla para aspirar a cosas grandes”.

Para quien también ha tenido buenas palabras ha sido para la afición, que respira fútbol y Real Zaragoza por los cuatro costados. En contra ya la había sufrido, y especialmente recuerda un partido con el Deportivo donde se formó un ambiente “de Champions” en el Municipal zaragozano. Ahora tiene ganas de disfrutarla como local y de que este año “vaya espectacular”.

El objetivo, sin duda, es el de todos los años: el ascenso a Primera División. La bandera de la humildad es algo innegociable para sacar adelante el proyecto, aunque no la única. “Saber lo que somos, tener ilusión y hambre y ser un equipo” son las apuestas de Mollejo para lograrlo. Y a partir de ahí “se podrá aspirar a cosas grandes”.

El míster, Carcedo, ya le demostró su “ilusión” por que viniese. Es un entrenador “que maneja muy bien a los jóvenes” y tiene “muchas ganas de trabajar con él y de mejorar”. Y sobre el terreno de juego, tiene numerosas virtudes. “Puedo aportar energía, ganas de comerme el mundo, ilusión por aspirar a cosas importantes. Aportaré también experiencia, porque este es un equipo joven”, ha añadido.

Torrecilla y Sanllehí celebran su llegada

Con “mucha alegría” ha dado la bienvenida Sanllehí a Mollejo. “Hemos acertado con la persona. Con el futbolista ya lo sabíamos. Ojalá puedas estar más de un año con nosotros”, ha afirmado el director general, que todavía no ha explicado el nuevo proyecto. Así ha dejado claro que la intención es mantener al menos un año más al jugador.

El director deportivo, Miguel Torrecilla, lo ha definido como “un jugador que da verticalidad, cambio de ritmo, energía e implicación”. Su forma de jugar “contagia a la grada”, y sobre el césped “tiene polivalencia” al poder jugar de extremo y como 9. El Real Zaragoza cumple así con su tercer fichaje, el más ilusionante hasta ahora, y pelea ahora por un defensa, un centrocampista y un delantero centro goleador.

NOTICIAS DESTACADAS