Entrenamiento Real Zaragoza
Los maños se enfrentan al Villarreal B este sábado en La Romareda

El valedor principal de Juan Carlos Carcedo, Raúl Sanllehí, así como como Miguel Torrecilla, siguen plenamente a su lado. El director general del Real Zaragoza, así como su director deportivo, confían en el entrenador a pesar de que sus números ya son de descenso. De hecho, ha afirmado que nota esa confianza “a diario” por parte de ambos. “Están todos los días pendientes de los entrenamientos. No puedo más que agradecerles que estamos juntos desde el principio en este camino”, ha asegurado.

Cuestionado sobre la posibilidad de que una derrota termine en su cese como entrenador, Juan Carlos Carcedo ha afirmado que no se lo plantea. Caer ante el Villarreal B en La Romareda podría dinamitar todo, pero no se lo plantea. “Todo mi pensamiento es positivo y pensamos que vamos a conseguir un triunfo”, ha asegurado. Aun así, ha insistido en que “no ha cambiado nada” con respecto a Torrecilla y Sanllehí. La confianza se la siguen demostrando y quieren conseguir “victorias y puntos”.

Personalmente, el entrenador del Real Zaragoza asegura sentirse “con muchas ganas, con mucha fuerza”. Cuando los resultados no llegan “puede surgir alguna duda”, pero cree en su trabajo. Y lo hace porque, según asegura, “ve a los jugadores trabajar todos los días”. “Hablamos con ellos, están convencidos, mentalizados; tenemos muchas ganas del partido. Ojalá se dé porque por la forma y la manera que está trabajando el equipo se merecen que las cosas vayan bien y que podamos tener continuidad y una victoria”, ha sostenido.

Sin embargo, también es cierto que la gente ya ha coreado su salida, algo que entiende “perfectamente”. “Estamos decepcionados porque el trabajo es bueno pero los resultados no están llegando”, ha declarado. Es “normal” escuchar pitos porque la gente “quiere ganar”, al igual que ellos, pero no consiguen los triunfos para estar en puestos altos. Pero en este choque, van a ir “a full, con muchísima intensidad” para meter a la afición en el partido desde el principio. Con una victoria “todo puede cambiar” y esperan que así sea.

CAMBIOS EN EL ONCE

El Real Zaragoza va camino de disputar su tercer partido en seis días, muchos para decidir ya las piezas a mover. Eso sí, el míster ha asegurado que habrá cambios al ser muchos partidos “en una semana”. Verá cuales son en el entrenamiento, que ha sido por la tarde para tener tiempo de cara a la preparación. La idea es hacer “el mejor once posible para hacer un buen partido y conseguir tres puntos”.

Hablando de nombres propios, Jairo y Eugeni ya van integrándose con el grupo. Por su parte, sobre Bermejo ha asegurado que tenía molestias en el pecho y una sobrecarga en el aductor, por lo que no quisieron forzar. Sin embargo, “entrenó sin problemas y está apto como la mayoría de jugadores para hacer un buen partido. También tendrán la oportunidad de jugar con dos delanteros e, incluso, de ver en el once a Gueye. Igualmente, Francés podría volver.

CONFIANZA EN LA AFICIÓN

A pesar de la tensión de la afición del Real Zaragoza, cree que “cuando vean salir a los jugadores les van a ayudar les y apoyar como siempre”. Sabe que no pueden pedir nada, simplemente salir “desde el principio a tope”. Se la juega el míster y un equipo maño que necesita “hacer un buen partido, meter intensidad y ser ganadores en cada partido”. La victoria es imprescindible para que Carcedo se siente una vez más en el banquillo zaragocista.

LO MÁS VISTO