Escribá en La Romareda
El técnico confía en sacar adelante la situación

A última hora de la mañana el Real Zaragoza presentaba a su nuevo entrenador, Fran Escribá, y con esta, su primera comparecencia. El míster blanquillo está convencido de que el equipo “merece tener más puntos de los que tiene”, y ahí encuentra uno de los motivos para aferrarse al optimismo. “La capacidad de ganar más partidos, tener más puntos y mejorar en la clasificación la tenemos”, ha asegurado. Por lo tanto, “haciendo bien las cosas, se puede mirar arriba y pensar en cosas mejores”.

Escribá ha narrado su llegada, y ha afirmado que fue el fin de semana cuando recibió la llamada del Real Zaragoza. Ya el domingo tuvo una “larga” reunión con miembros del club. Fue “una conversación agradable; el Zaragoza fue el centro”. Estaba ilusionado y no me convenció “al escuchar a Raúl Sanllehí”, que también “fue importante”, sino que le gustaba el proyecto. “Me gusta participar en un proyecto que devuelva al zaragoza al lugar que merece”, ha señalado.

Para hacerlo, el nuevo entrenador va dando las primeras pinceladas. En la tan igualada Segunda División, “lo que es fundamental es el bloque”. Tener buenos jugadores está bien, pero ser un conjunto es lo que funciona. La idea es, con lo que hay, que son buenos jugadores, “ser un bloque con seguridad, con equilibrio, ordenado y aspirar a todo lo que se pueda”. Personalmente, Escribá es ambicioso, mira “hacia arriba” y “esa es la idea del proyecto”, por lo que plantilla y entrenador “no deben mirar hacia otro lado”.

Paso a paso, el Real Zaragoza de Fran Escribá quiere tener un largo plazo prometedor. “Pensar en el crecimiento del club, en lo que tiene detrás, la afición, no me dio miedo”, ha asegurado. El míster ha estado muchos años en Primera, pero no pensó que iba a hacerlo en Segunda, sino “en el Real Zaragoza”. Jugar en Segunda es circunstancial, se tardará “los años que se tarde”, pero sabe “que este club es de Primera”.

SIN FICHAJES INMINENTES

Para su llegada, Escribá no puso condiciones de jugadores. Sabe que hay un trabajo detrás de la dirección deportiva y lo respeta, pero nada más. “No hablamos de traer a este o a otro, lo primero es conocer la plantilla. No es lo mismo conocerla que tenerla”, ha afirmado. Ahora se trata de “sacar el mejor rendimiento” y “cuando llegue el momento, junto al club, si hay algo que pueda hacer mejor a la plantilla, traerlo”. “Si no, tiraremos con lo que tenemos, que estamos contentos”, ha afirmado.

Uno mira los números y, ciertamente, ve “que el equipo no encaja mucho pero marca poco”. “Cuando las cosas no salen bien, todos somos un poco peores, hay futbolistas con más gol que ahora”, ha afirmado, antes de declarar que es “responsabilidad colectiva, como no encajar”. Es consciente de que se debe “mejorar los números en ataque” porque son “muy pocos goles a favor”. “A pesar de que no ve “un gran goleador de más de 20 goles”, sí percibe jugadores de segunda línea que pueden aportar “un buen número” y ser “más competitivos”.

LA LESIÓN DE CRISTIAN

El míster todavía no conoce los plazos de la lesión de Cristian, pero le han inmovilizado el brazo y “esta fastidiado”. Es “un hombre importante”, pero un entrenador “no puede ver una montaña porque ocurre y tiene que haber lesiones”. Ratón está “perfectamente preparado” para tomar el relevo y Cristian “se recuperará y hará la temporada que estaba haciendo”.

LO MÁS VISTO