Imagen de una ambulancia
El Gobierno señala que es el más cuantioso de la historia

El Servicio Aragonés de Salud ha formalizado ya el nuevo contrato de transporte sanitario urgente con Ambulancias Tenorio e Hijos por una cuantía de 126,5 millones de euros y un periodo cuatro años (2023-2027). La empresa dispondrá ahora de cuatro meses para carrozar y habilitar los vehículos y comenzar a prestar servicio en la comunidad.

Se trata, señalan, de la mayor dotación económica de la historia de Aragón para el transporte sanitario urgente, de modo que la asignación anual pasa de 19 a 31,6 millones de euros al año. Además, continúan, las horas semanales de presencia física de las ambulancias se multiplican por cinco, pasando de unas 2.000 a más de 10.000, sin hacer distinción entre fines de semana y días laborables. Y el personal aumenta casi en 200 personas, alcanzando los 700 trabajadores.

Desaparecen las ambulancias que solo contaban con un conductor para ser sustituidas por ambulancias con al menos, dos personas: el conductor y el técnico de emergencias sanitarias. El objetivo es mejorar los tiempos de respuesta porque desaparecen las ambulancias localizadas y los futuros recursos se activarán de manera inmediata. Además, ningún dispositivo establece diferencias entre los días laborables y los fines de semana.

EQUIPAMIENTO

En total, habrá 90 vehículos destinados al transporte sanitario urgente en Aragón, que se activan por parte del Centro Coordinador de Urgencias (CCU) en función de las necesidades de cada paciente, atendiendo a criterios de gravedad, proximidad y disponibilidad.

En cuanto a los dispositivos previstos en el nuevo modelo habrá dos tipos: Soporte Vital Básico (SVB), que cuenta con conductor y técnico y es activado en caso de traslado técnico; y Soporte Vital Avanzado (SVA), donde se incluyen las UME (médico, enfermero, conductor y técnico) y las UVI (conductor, médico y enfermero), y que se utilizan en traslados entre hospitales.

NUEVAS AMBULANCIAS

Una de las principales mejoras del nuevo contrato es que todas las ambulancias convencionales que actualmente existen (solo dotadas con conductor) pasan a SVB (conductor y técnico). De este modo, en Aragón pasará de haber 45 vehículos de este tipo a 67.

Es preciso tener en cuenta, además, que cualquier SVB se transforma en Soporte Vital Avanzado con la incorporación de los médicos y enfermeros de los centros de salud y sus puntos de atención continuada distribuidos por todo el territorio.

Y como apuesta estratégica del Departamento de Sanidad se incorporan dos nuevos recursos: el Soporte Vital Avanzado con Enfermería (SVAE), para apoyo al transporte secundario en los hospitales periféricos los fines de semana y un Vehículo de Intervención rápida (VIR).

Este nuevo modelo de transporte sanitario urgente se complementará además con los helicópteros del 112, que incorporarán la posibilidad de vuelo nocturno.

LO MÁS VISTO