Reclaman principalmente una actualización de las condiciones salariales

El servicio de ambulancias regresa a la huelga desde el próximo lunes, 16 de enero. Unas movilizaciones respaldadas por los sindicatos UGT, CCOO, CSIF, CGT y Cooperación Sindical, que tienen como objetivo una mejora de las condiciones laborales. Fundamentalmente, las reivindicaciones pasan por una “actualización” de los salarios, congelados desde 2019, tal como critican desde UGT.

El conflicto viene incluso de antes ya que, señalan, son varios años de problemas internos en la propia patronal, entre las empresas que dirigen el servicio. En febrero del pasado año, tras una primera amenaza de huelga, se llegó a un acuerdo en el SAMA. Si bien finalmente no se le dio validez, ya que el Salud no podía asumir el incremento de costes.

La herramienta de la huelga ahora mismo tampoco es demasiado efectiva, es más una declaración de visibilizar el conflicto que de medida efectiva para poder forzar la situación”, declaran fuentes sindicales. En este sentido, piden al Salud una mayor intervención para resolver el problema.

NUEVO PLIEGO

Asimismo, entre sus críticas también está el nuevo pliego del transporte sanitario urgente, adjudicado a Tenorio e Hijos para los próximos cuatro años, hasta 2027, por 126,5 millones de euros. CGT alegó que durante el proceso de verificación de la documentación de ambulancias Tenorio, el Salud puso de manifiesto en dos ocasiones que esta empresa no cumplía con los requisitos legales para ofertar a dicho concurso. Por tanto, puede haber una presunta prevaricación en la adjudicación.

Otra de las reclamaciones pasa, aseguran a su vez en UGT, por que otra empresa “tuvo mejor puntuación” que Ambulancias Tenorio, si bien finalmente no cumplió con la documentación.

LO MÁS VISTO