El presidente de ECOS, Antonio Tornos, el secretario general de ECOS, Vicente Gracia, los miembros del Comité Ejecutivo de ECOS Víctor Llop y Javier Turull y el presidente de la Asociación de Empresarios Floristas de Aragón, Rubén Cebollero, han asistido a este tradicional acto

Como cada 2 de enero, la Virgen del Pilar se convierte en protagonista. La capital aragonesa conmemora así el 1982 aniversario de la Venida de la patrona a la ciudad. De esta forma, el comercio zaragozano aprovecha esta jornada, iniciada en 2013, para pedirle protección para el nuevo año

La Federación de Empresarios de Comercio y Servicios de Zaragoza y Provincia (ECOS) y la Asociación de Floristas de Aragón han llevado una cesta floral a la patrona de la ciudad. Este acontecimiento se ha convertido en una tradición y ha reunido a asociados y representantes de las entidades participantes, además de a numerosos devotos.

Entre los asistentes ha estado el presidente de ECOS, Antonio Tornos, quien se estrena en este emotivo acto como máximo representante de la institución. “Sin duda, supone todo un honor y un orgullo poder representar al sector comercial de Zaragoza y provincia. Es un acontecimiento muy importante para todos los zaragozanos; además, la Basílica es un lugar muy especial para mí porque que mi madre, ya fallecida, fue Dama del Pilar”.

Para el nuevo año, Tornos pide a la Virgen salud y trabajo. “Ha sido un año muy atípico por la situación sanitaria. Esperamos que este mes, con las rebajas como protagonistas, se den salida a muchos artículos de ocio y consumo, en general. Afrontamos estas fechas con optimismo y esperanza, aunque bien es cierto que preocupa la incertidumbre en los entornos laborales”.

En el acto de entrega de la simbólica cesta de flores a la Virgen también han estado presente el secretario general de ECOS, Vicente Gracia, y miembros de la Junta Directiva de ECOS.

LO MÁS VISTO