El coche que usaron para llegar a la finca también había sido robado

Dos jóvenes, uno de ellos menor de edad, han sido detenidos en Tarazona por hurtar un coche y dejarlo abandonado en la finca de un vecino mientras robaban en su interior. De acuerdo con la hipótesis de la Guardia Civil, los detenidos debieron verse sorprendidos por la llegada del hombre a su finca, y huyeron del lugar por una puerta distinta y dejando el coche allí aparcado.

Los hechos sucedieron en la mañana de este domingo, cuando la Guardia Civil de Tarazona recibió un aviso de un ciudadano que alertaba de la presencia de un turismo, aparentemente robado, en el interior de una finca agrícola de su propiedad.

Ante este hecho, fueron alertadas dos patrullas de seguridad ciudadana de Tarazona y Vera de Moncayo que se trasladaron al lugar. Una vez allí, el propietario de la finca les indicó dónde estaba el vehículo robado. La víctima les explicó que esa misma mañana, cuando llegó al recinto, había encontrado la puerta principal violentada y abierta, lo cual le hizo sospechar que había sido víctima de algún hurto. La Guardia Civil cree que los ladrones, al verse sorprendidos por la presencia del hombre, habrían abandonado el lugar por una puerta distinta.

Por estos motivos, los agentes realizaron una inspección a las instalaciones y comprobaron que había herramientas y otros materiales que se encontraban fuera de lugar, agrupadas y dispuestas para ser sustraídas. Además, encontraron que una puerta secundaria de esta nave había sido abierta desde el interior, con indicios de que varias personas habrían abandonado la instalación por ese lugar.

Debido a que el suceso era reciente y los ladrones todavía podían hallarse por la zona, agentes de la Guardia Civil y la Policía Local turiasonense salieron en su búsqueda. Una hora más tarde, la Policía Local encontró a dos jóvenes en la zona, y les preguntaron por qué estaban allí. Ante las respuestas incongruentes de ambos, así como la apariencia desaliñada, con restos de grasa en ropa y manos, arañazos y restos de arbustos similares a los que se encontraban próximos a la zona de huida, se procedió a su detención.

Los detenidos son dos varones, uno de ellos menor de edad, y vecinos de Tarazona. Se les imputa un delito de robo de uso de vehículo a motor y otro de robo con fuerza en grado de tentativa. El menor fue puesto en libertad bajo la tutela de sus progenitores y a disposición de la Fiscalía de Menores, pasando a disposición judicial el mayor de edad tras la instrucción de las correspondientes diligencias.

NOTICIAS DESTACADAS