Coche de la Policía Nacional en Zaragoza
Durante tres días consecutivos el sospechoso consiguió ocultarse del Cuerpo Nacional de Policía hasta que dieron con el

La Policía Nacional detuvo este sábado por la noche al hombre que el pasado martes apuñaló a su expareja en plena calle en el barrio zaragozano de La Almozara. El detenido, J. R. M., de 53 años y de origen español, atacó a la mujer con un arma blanca con la intención de matarla y, después, logró huir y se mantuvo escondido durante tres días hasta que finalmente fue localizado y arrestado, pasando su primera noche en el centro penitenciario de Zuera.

La víctima, que ha estado protegida las 24 horas durante tres días consecutivos por agentes de la Unidad de Familia y Mujer (UFAM) de la Jefatura Superior de Policía de Aragón, pudo defenderse del ataque, aunque sufrió cortes en ambas manos y en el abdomen. La expareja había quedado para resolver unas cuestiones de la separación cuando el sospechoso sorprendió a la mujer atestándole la puñalada en medio de la calle y a la luz del día.

Tras el ataque, el hombre se ocultó en un paradero desconocido, por lo que el sistema Viogén calificó el caso como de riesgo extremo. Durante tres días consecutivos consiguió ocultarse del Cuerpo Nacional de Policía hasta que dieron con él. La Jefatura Superior de Policía de Aragón activó un dispositivo para detenerle en el que participaron los Grupos Operativos Especiales de Seguridad (GOES).

La tarde del sábado, el hombre fue puesto a disposición del Juzgado de Instrucción número 4 de Zaragoza, cuya magistrada titular acordó el inmediato ingreso en la prisión de Zuera.

LO MÁS VISTO