El acceso a la cueva presentaba muchas dificultades debido a la estrechez de la entrada

La Guardia Civil ha conseguido rescatar a la perra “Kira”, atrapada en una cueva en Samper de Calanda desde el pasado domingo después de perseguir a un jabalí mientras su propietario practicaba la caza.

No fue hasta este jueves que el propietario se puso en contacto con la Guardia Civil. Tras buscarla durante estos días, la localizó gracias al collar GPS que portaba en el interior de una cueva de la que no podía salir, ubicada en la partida del Mas de Capa Negra en el término municipal de Samper de Calanda. El acceso a la cueva presentaba muchas dificultades debido a la estrechez de la entrada desde la que se oían los ladridos de lamento del animal.

Se inició entonces un operativo compuesto por personal de la Guardia Civil desplazados al lugar, pertenecientes al Servicio de Explosivos de Madrid expertos en microvoladuras, del Grupo de Explosivos de Zaragoza, del Servicio de Montaña, de Jaca, Boltaña y Mora de Rubielos, con el apoyo de personal de Seguridad Ciudadana de la Compañía de Alcañiz.

Finalmente, en la tarde de este viernes, tras ser necesario realizar una veintena de microvoladuras durante toda la jornada, y retirar los escombros, los expertos en explosivos de la Guardia Civil consiguieron abrir el espacio suficiente para que un miembro del servicio de montaña pudiera entrar reptando. A las 17.50 horas se logró recatar a la perra, que se encontraba en buenas condiciones.

LO MÁS VISTO