La muerte de la que es ya la segunda víctima mortal por violencia de género en Aragón

A. Griger Kaufmann, el asesino que mató a su mujer, Mari Carmen, el pasado lunes en el domicilio común de la calle San Miguel de Zaragoza, se ha acogido este miércoles a su derecho a no declarar ante la comisaría de la Policía Nacional del Actur.

La muerte de la que es ya la segunda víctima mortal por violencia de género en Aragón en lo que va de año ha causado una gran consternación en la capital y todo el territorio, con diferentes minutos de silencio convocados en ayuntamientos y administraciones en repulsa de lo ocurrido.

Este miércoles estaba previsto que el detenido, de 83 años, declarase junto a su abogado, algo a lo que se ha negado acogiéndose a su derecho. Tras esto, este jueves pasará a disposición judicial. La investigación en estos momentos también continúa en marcha.

LO MÁS VISTO