Imagen de Jorge Azcón dando declaraciones
Las nuevas reuniones se deberían producir antes del próximo 28 de noviembre

El conflicto del bus urbano que mantiene enfrentados en Zaragoza a la empresa Avanza y al Comité de Trabajadores sigue sin dar pasos hacia delante. Este jueves, los trabajadores lanzaban un comunicado en el que se comprometían por escrito a suspender la huelga del autobús si el Ayuntamiento convocaba a ambas partes para tratar de llegar a un acuerdo por el convenio colectivo.

El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, se ha pronunciado un día después acerca de esta petición. Él mismo ha querido poner de manifiesto que ha conocido esta información a través de los medios de comunicación, dado que al consistorio «no ha llegado» una solicitud formal. Sin embargo, aunque no ha concretado si esas nuevas reuniones se van a producir, sí ha insistido en que desde el equipo de Gobierno seguirán actuando como lo han hecho hasta ahora.

«No vamos a hacer nada distinto a lo que hemos hecho otras veces. El problema está en que el diálogo tiene que servir. Por lo tanto, diálogo sí para desbloquear. Amenazas que tengan que ver con endurecer los paros creo que no es la actitud adecuada», ha apuntado Azcón haciendo referencia a otra parte del comunicado en la que se indicaba que, si no se llevaban a cabo esas reuniones, se llamaría a la plantilla a un referéndum para incrementar la huelga, que pasaría a ser de dos horas por cada tramo.

Según el planteamiento que realizaba el Comité de Trabajadores este pasado jueves, las nuevas reuniones se deberían producir antes del próximo 28 de noviembre, de cara a evitar ese posible referéndum que incrementase los paros parciales.

LO MÁS VISTO