Foto del portavoz del grupo municipal de Zaragoza en Común en el Ayuntamiento Pedro Santisteve
El grupo de Zaragoza en Común le reprocha a Azcón la pérdida de organismos municipales del anterior mandato, como la oficina de empleo joven

El grupo municipal de Zaragoza en Común en el Ayuntamiento de la capital pide a Azcón una auditoría a Avanza para “conocer las posibilidades reales de negociación” con la empresa, así como un referéndum a la ciudadanía sobre la municipalización del servicio de autobuses.

Su portavoz, Pedro Santisteve, acusa a la Corporación municipal de “falta de transparencia”: “Sus proyectos tienen apellido privado”, afirma, y menciona “casos de acoso laboral” en sociedades municipales como Zaragoza Vivienda, así como que a principios de año “la mitad del servicio administrativo de Cultura y Turismo se encontraba de baja por el ambiente de trabajo hostil”.

El grupo de Zaragoza en Común le reprocha a Azcón la pérdida de organismos municipales del anterior mandato, como la oficina de empleo joven, “uno de los pocos recursos dirigidos específicamente a este colectivo con desempleo de extrema gravedad”, o 170 empleos públicos, de acuerdo con la formación.

Santisteve manifiesta que el Ayuntamiento mantiene una “actitud pedigüeña”, si bien, afirma, “Zaragoza nunca había contado con tantos ingresos, lo que demuestra una total incapacidad para aprovecharlo a favor de la ciudadanía”. Por otro lado, acusa a Azcón de privilegiar la enseñanza privada concertada, en lo que califica de “una clara discriminación al 67% del alumnado de esta ciudad matriculados en la educación pública”.

El Gobierno municipal “vive de las rentas del legado de ZeC, a la vez que quiere invisibilizarlo”, expresa Santisteve, en asuntos como la reforma del Mercado Central, la prolongación de Tenor Fleta o la construcción del parque de bomberos de Casetas. “Han intentado promocionar la ciudad a golpe de ocurrencia y su Zaragoza aburre a muchas personas”, concluye el portavoz.