Renovación del Parque Miraflores
La idea es que las obras del parque puedan acabar en febrero

La remodelación del parque Miraflores de Zaragoza ya está en marcha. Se trata de una de las zonas verdes más emblemáticas y de mayor uso ciudadano. Por ello, con esta reforma, se pretende adecuar sus equipamientos e impulsar su utilización. Las obras incluyen la mejora de sus andadores, la renaturalización de distintos espacios, la renovación de mobiliario y la creación de nuevas áreas de esparcimiento canino.

El grueso de la renovación se centra en la zona más envejecida del parque. Esta es la que se ubica entre Camino de las Torres y la calle Uncastillo. Allí ya se está trabajando, entre otras cosas, para rehacer los niveles interiores de los parterres para que el agua de riego no salga hacia los andadores. De igual forma, se va a actualizar el propio sistema de riego, se sembrarán praderas de césped y arbustos, se repararán los andadores dañados y se colocará nueva señalética y mobiliario.

“Queremos dar un merecido repaso a este espacio que, en sus 40 años de vida, ha ido sufriendo un progresivo deterioro. Como es bien sabido, las zonas verdes se han mostrado aún más necesarias en los tiempos de pandemia, convertidas en lugares de encuentro y convivencia seguros y saludables incluso desde el punto de vista emocional”, ha explicado la concejal de Servicios Públicos y Movilidad, Natalia Chueca.

El parque Miraflores cuenta con una gran demanda y uso diario por los zaragozanos

El presupuesto estimado de todos estos trabajos es de 300.000 euros. Y, si todo va según lo previsto, la idea es que las obras puedan finalizar en febrero. Por ello, en marzo ya se prevé que el parque Miraflores pueda verse en toda su plenitud.

ZONAS DE ESPARCIMIENTO CANINO

Una de las grandes novedades de la reforma es la incorporación de hasta cuatro zonas de esparcimiento canino. Estas sustituirán a los antes conocidos como «pipicanes». Para delimitarlas, todas estarán cerradas con un vallado de 1,50 metros de altura. Así, para poder acceder a ellas, se han colocado dos puertas continuas. Con ello se evitará que los animales sueltos puedan salir o escaparse.

Además, se incorporarán fuentes de agua potable para su uso en el interior, así como papeleras y cartelería que explique las normas de uso y funcionamiento de cada zona. En total, estas tendrán una superficie total de 3.273 metros cuadrados. Estarán ubicadas, principalmente, en el entorno de la calle Uncastillo, tanto detrás de la Comisaría como al otro lado de esta calle.

OTRAS REFORMAS DE ZONAS VERDES

Este proyecto se une al programa de mejora de parques de la ciudad en el que está trabajando el Ayuntamiento de Zaragoza. En esta línea, en estos momentos también se está actuando en el parque 30 de septiembre de Mozalbarba, en el proyecto técnico del parque del Tío Jorge o en la puesta en marcha de un paseo biosaludable en el entorno de Sagasta.

«En el paseo Sagasta no solo se va a mejorar la estética de los parterres, sino que la selección de las plantas y el proyecto ha sido realizado para maximizar la absorción de CO2 y del ruido. Así, reducimos contaminación atmosférica y acústica. Estamos muy ilusionados, porque es el primero que se hace en España. Lo querremos trasladar posteriormente a otros bulevares», ha incidido Chueca.

LO MÁS VISTO