YouTube video

La plaza Reina Sofía de San José luce desde este jueves totalmente reformada con un diseño que mejora su accesibilidad y que le hace contar con nuevas zonas verdes más cuidadas y con flores. El Ayuntamiento de Zaragoza ha invertido 115.000 euros en unos trabajos que han durado tres meses y que eran muy reivindicados por los vecinos del barrio, que se quejaban de su mal estado.

Tras su reforma integral, la plaza de la Reina Sofía ha pasado de ser una de las más abandonadas de Zaragoza a convertirse en un espacio urbano más cuidado y transitable. Un amplio espacio de juegos infantiles da paso a un diseño de zonas verdes en la que se han incorporado flores que antes no había.

Además de bancos, también se han mejorado los andadores y el pavimento, que estaban muy degradados, se embarraban y hacían que las personas se resbalaran con la lluvia. El Ayuntamiento de Zaragoza ha invertido 115.000 euros en unos trabajos que han durado tres meses y que eran muy reivindicados por los vecinos del barrio.

La responsable municipal de Servicios Públicos, Natalia Chueca, ha recordado que encontraron la plaza en muy mal estado por lo que se pusieron manos a la obra, ya que era una reivindicación vecinal pendiente desde hace años.

“Esta plaza es una de las que el actual Gobierno encontró en estado de práctico abandono y cuya actualización era una reivindicación vecinal pendiente desde hace años”, ha señalado y ha destacado “la importante mejora en materia de accesibilidad, en una plaza muy frecuentada por niños y personas mayores”, así como la nueva disposición de los andadores y la renovación de sus zonas verdes, “que facilitarán el uso de esta plaza como un pequeño parque urbano, como espacio de encuentro y convivencia para el vecindario.

También se ha mejorado la zona del mirador con un pequeño corrido de hormigón que tendrá la doble función de de contener las tierras que lo cubren y la de ser un elemento para los ciudadanos.

LO MÁS VISTO