Hospedería Papa Luna
La hospedería reabrió sus puertas en junio

El Castillo del Papa Luna ya pertenece al municipio de Illueca. Así ha quedado simbolizado este martes con la entrega de la llave de la hospedería al alcalde del municipio, Ignacio Herrero, por parte del vicepresidente y consejero de Industria, Competitividad y Desarrollo Empresarial, Arturo Aliaga. El palacio se ha reconvertido en una hospedería de tres estrellas tras una inversión de 130.000 euros por parte del Gobierno de Aragón

En el acto con el que se ha hecho oficial la cesión del edificio, el vicepresidente Aliaga ha subrayado que este gesto «es una muestra del compromiso del Gobierno de Aragón con el patrimonio, la cultura, la historia y el turismo de Aragón. Hemos trabajado intensamente para proteger e impulsar la Red de Hospederías de Aragón”.

Ha insistido en el compromiso especial desde el Gobierno de Aragón con un elemento patrimonial tan importante para Aragón como es el Castillo de Illueca y ha destacado la inversión de 130.000 euros desde el ejecutivo autonómico “para apoyar su difusión y promoción”. Ha señalado que “ya hay en marcha uno de los planes de Sostenibilidad Turística en la Comarca y este lugar es fundamental para seguir impulsando el turismo cultural en la zona y atraer visitantes que buscan este tipo de alojamientos con semejante relevancia histórica”.

Sobre el sector de la hostelería, Aliaga ha recordado que “salimos de una época difícil para el turismo y los establecimientos de hostelería; por eso, hemos hecho un esfuerzo para destinar 80 millones de euros en ayudas para minimizar las consecuencias de la pandemia».

UN HOTEL DE TRES ESTRELLAS

Este hotel de tres estrellas se ha reabierto después de casi cinco años. La hospedería dispone de 22 habitaciones y cuatro suites en las que se conserva toda la estructura esencial del Castillo del Papa Luna, digitalizadas y conectadas para mejorar la experiencia del cliente.

El castillo palacio del Papa Luna convertido un hotel con zona de restauración abrió sus puertas el pasado mes de junio. Previamente, se realizaron obras de mejora y acondicionamiento; unas obras en las que el Departamento de Industria del Gobierno de Aragón invirtió más de 130.000 euros con los que se reformaron los espacios, manteniendo siempre la naturaleza original de este edificio construido entre los siglos XIV y XVI y el lugar en el que nació, en 1328, Benedicto XIII, conocido como el Papa Luna.

NOTICIAS DESTACADAS