El portavoz de Podemos, Fernando Rivarés, ha señalado que Azcón ignoró los informes de los técnicos que advertían de la situación

El grupo municipal de Podemos en el Ayuntamiento de Zaragoza ha acusado al alcalde Jorge Azcón y a la consejera María Navarro no solo de “engañar a la ciudadanía”, sino también de “actuar irresponsablemente” y con una “débil ética política” con respecto a la partida de energía. El portavoz de la formación, Fernando Rivarés, ha señalado esta mañana que Azcón ignoró los informes de los técnicos municipales que ya en enero avisaban de que la partida estaba infradotada.

“Es una doble mentira porque mienten al poner, a sabiendas, una cantidad en la partida menor de la necesaria y mienten porque han anunciado en presupuestos, programas y proyectos que sabían también que no eran posibles, porque cuando llegara el último trimestre o semestre del año habría que retirar las partidas y los proyectos, no hacerlos, renunciar a ellos y recuperar el dinero”, ha explicado Rivarés.

La situación se remonta a enero, cuando la Unidad de Energía e Instalaciones del Ayuntamiento valoró que la factura energética del consistorio se elevaría, este año, hasta los 40 millones de euros. Sin embargo, el gobierno presupuestó “días después de conocer este dato” un total de 23,2 millones de euros, ha afirmado el portavoz. Según el informe, que firman el arquitecto municipal y el coordinador gerente de Urbanismo, el alcalde era “plenamente consciente” de que tenía que recortar 17 millones de euros “en un presupuesto mentiroso que solo perseguía poder hacerse fotos y falsas promesas”, ha sentenciado Rivarés.

En menos de cinco meses el gobierno de Azcón ha tenido que preparar varias modificaciones de crédito para tapar este agujero en el presupuesto, así como eliminar “algunas de esas propuestas anunciadas a bombo y platillo”. Concretamente, han desaparecido del presupuesto 5,1 millones de euros del Plan de Renovación de Plazas, por lo que terminadas las del centro los barrios se quedarán sin arreglar; 10,1 millones del Plan de Renovación de Avenidas; los programas de acción concertada y el Programa Respiro, que pretendía ayudar a los cuidadores en Acción Social; así como “algunos proyectos que para la vicealcaldesa eran estrella en cultura”, entre los que se encuentran la renovación de los Baños Judíos, la adecuación del espacio Lonja y la Sala de exposiciones que se iba a crear en la Casa Palafox.

Rivarés ha indicado que el gobierno zaragozano ha eliminado o recortado un total de 72 partidas -algunas tan esenciales para los vecinos como la instalación de sonómetros para controlar el ruido en la ciudad-, lo que supone que “Azcón ha metido la tijera a 1 de cada 10 partidas del presupuesto municipal sin contar la de personal”. Pero para Podemos “el problema no es que el presupuesto se anunció como el de la mayor inversión de la década y apenas ha ejecutado un 14%”, sino que radica en que “Azcón y su gobierno sabían que era un presupuesto falso y que tenía que modificarse para cumplir con las obligaciones básicas de la ciudad, pero optaron por mentir a la ciudadanía, por el anuncio y la propaganda y esto es muy grave”, ha remarcado Rivarés.

Con el informe del Servicio de Conservación de Arquitectura en la mano, el portavoz ha señalado que los técnicos advierten de que “el agujero que se está generando es cada vez mayor” y sus últimas previsiones revelan un desfase de 28 millones de los que apenas tres serán atendidos con la modificación de crédito. Por ello, el gobierno aún tendrá que buscar más de 25 millones de euros para hacer frente al gasto en electricidad (21 millones), gas (3,7 millones) y gasoil (360.000 euros). A esto se suma que las cifras, a día de hoy, han cambiado y lo que en enero se calculó en 40 millones de euros en la actualidad ha alcanzado los 51 millones debido al continuo aumento del precio energético.

“Si es verdad y se confirma lo duros que van a ser el otoño e invierno próximos, esto va a ser muy duro, no solo para el Ayuntamiento como institución, es que va a serlo especialmente para los hogares, fundamentalmente de la mayoría no rica, para las familias, para autónomos y autónomas, para las Pymes… sin que el alcalde haya movido un dedo”, ha recalcado Rivarés. Una denuncia que el grupo municipal ya ha realizado con anterioridad, pidiendo un plan de acción que ayudara a mitigar los efectos de la inflación y la recesión porque consideran que, sin un plan de este tipo, “estamos abandonando a muchos zaragozanos a su suerte”.

Otras dos partidas infradotadas

El portavoz de la formación también ha denunciado que se han infradotado otras dos partidas además de la energética “y que también habrá que buscarse la vida para cubrir”. La primera corresponde a la subida del Euribor, que aumenta los intereses de la deuda municipal en 1,2 millones de euros, mientras que la segunda es relativa al transporte público urbano, que se ha infradotado en al menos seis millones de euros, algo que el grupo ya advirtió durante la tramitación presupuestaria en enero, febrero y marzo.

En este aspecto, Rivarés ha señalado que hay que sumar la incapacidad del Ayuntamiento para terminar con la huelga del autobús y que “no ha existido capacidad para aumentar número de viajeros en el bus urbano y en el tranvía porque no han sabido adaptarse a los nuevos hábitos de movilidad”. Algo que tiene que ver, según el portavoz, con la antigüedad de las líneas, “no son útiles y no son prácticas, o renuevas el diseño de las líneas y las reordenas o no vamos a recuperar usuarios”.

El Gobierno de Azcón acusa a Podemos de dar datos falsos

Tras la intervención de Rivarés, el Gobierno de Zaragoza ha anunciado que los datos señalados por Podemos “no se corresponden con la realidad y son falsos, ya que los plurianuales de la operación avenidas y la operación plazas conservan su presupuesto y ya están en ejecución” y ha acusado al portavoz de ser “responsable directo de una decisión política que ya ha costado a la ciudad más de 30 millones de euros en sobrecostes de la luz”.

Asimismo, la formación ha advertido que las modificaciones de crédito que están realizando para hacer frente a los gastos en energía “son consecuencia directa de la decisión del Gobierno anterior de Zaragoza en Común, que decidió comprar diariamente la energía en el pool en lugar de cerrar un precio fijo durante varios años”.

NOTICIAS DESTACADAS