Foto del montaje del Belén de la Plaza del Pilar
Para este año se mantiene el mismo diseño estructural que el año pasado, es decir, planta en forma de abanico o manto. Foto: María Vilas.

El tradicional Belén de la plaza del Pilar ha comenzado hoy sus trabajos de instalación, que se prolongarán hasta su inauguración, el 2 de diciembre. Para este año se mantiene el mismo diseño estructural que el año pasado, es decir, planta en forma de abanico o manto.

Para las tareas de montaje se requiere la coordinación de distintos servicios municipales como Parques y Jardines, Zaragoza Cultural, Brigadas Municipales de Arquitectura y FCC. En su interior volverán a colocarse las 56 figuras humanas de tamaño real. Incluye también reproducciones de animales como ovejas, cabras, perros, patos u ocas, lo que suma un total cercano al centenar de figuras.

Foto: María Vilas

Durante el recorrido se recrearán las construcciones ya tradicionales, como el Portal con el Niño Jesús, la Virgen María y San José, el Palacio de Herodes o el Zoco de Mercaderes. Cuenta con escenas tradicionales de los oficios aragoneses, como una carpintería, un alfarero con su torno o una familia realizando la tradicional matacía. También cuenta con un artesano del mimbre, y una herrería, que este año ha sido renovada.

Todas estas representaciones se completan con la plantación habitual de árboles, plantas pequeñas y arbustos. Las de gran porte proceden de los viveros municipales, donde se mantienen de un año para otro. Allí regresan al finalizar el Belén para su posterior reutilización por los servicios municipales de Parques, Jardines e Infraestructuras Verdes.

Foto: María Vilas

La superficie total del Belén será de 1.019 m2, aunque su perímetro abarcará los 1.240 m2. Por espacios, contará con 396 m2 de arena, 250 m2 de césped, 210 m2 de caminos y un lago de 37 m2.

El Servicio de Parque y Jardines mantendrá la estructura de planta del año pasado con la instalación en forma de abanico o manto. Se trata de un formato de vector sectorial, colocando en el epicentro de todo el Belén la escena del Nacimiento, alineada a su vez visualmente con el conjunto escultural diseñado por Pablo Serrano situado en la fachada principal de la Basílica del Pilar. Esto, junto a los juegos de iluminación, el sonido ambiente y el movimiento de agua, dan espectacularidad a este Belén que todos los años acoge a miles de visitantes.

Foto: María Vilas

LO MÁS VISTO